A lo largo del año han surgido personajes que han pasado de ser casi desconocidos a famosos. Estos son los rostros que más darán que hablar en 2020.


Apenas quedan unos días para que digamos definitivamente adiós a 2019. Un año en el que se han producido, como es habitual, numerosas bodas, sonadas rupturas, y unos cuantos nacimientos… Pero no solo han nacido bebés: también han surgido nuevos personajes que, casi de la noche a la mañana, han pasado de ser desconocidos para el gran público a auténticas ‘celebrities’. Hacemos un repaso por los nuevos rostros del papel ‘couché’ que han manado como radiantes brotes en el ya florido campo de famosos patrios.

Rocío Flores, la nieta de la Jurado pisa con fuerza

Rocío Flores

La lista de ‘nuevos famosos’ que nos ha regalado 2019 bien puede comenzar con una joven que ha llegado pisando fuerte en los medios de comunicación. Se trata de Rocío Flores. A sus 23 años, la nieta de Rocío Jurado y Pedro Carrasco ha irrumpido en la pequeña pantalla y en la vida de millones de espectadores en el plató de Telecinco. Allí se ha sentado en los últimos tres meses para defender el concurso de su padre, Antonio David Flores, a su paso por ‘GH VIP 7’.

Pero, lejos de asumir un papel secundario o un perfil bajo en su rol como defensora del malagueño, Rocío se ha alzado como un personaje mediático de primer nivel. Ha sido, sin duda, una gran sorpresa para los espectadores. También para los profesionales de la crónica social. Todos hemos sido testigos de las idas y venidas de sus padres en los juzgados… y casi de repente nos hemos topado con que la hija mayor de Rocío Carrasco tiene el mismo poderío y la misma raza que su abuela materna. Es una mujer de armas tomar: sensata, madura, con las ideas meridianamente claras, y sin pelos en la lengua. Arrebatadora. Contundente. Grande toda ella. ¡Inmensa! De casta le viene al galgo.

Como diría ‘la más grande’, Rocío Flores ha entrado en el horizonte ‘famosil’ «como una ola». Y como tal, probablemente, deleitará a revistas, periódicos y programas de la tele con un tsunami de titulares. ¿Lo mejor? La prometedora carrera de Rocío apenas está «en el punto de partida». Tenemos poderío -con sello ‘Mohedano’- para rato.