Iñaki Urdangarin ya puede salir de prisión, pero con condiciones

El marido de la Infanta Cristina ha recibido la mejor de las noticias después de que se le haya permitido salir de prisión dos días a la semana.

Iñaki Urdangarin acaba de recibir la mejor de las noticias. Y es que el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria 1 de Castilla y León ha permitido junto a la oposición del Ministerio Fiscal que el marido de la infanta Cristina pueda salir de prisión de Brieva en Ávila dos días a la semana y ocho horas al día, con el fin de que haga un voluntariado.

La idea es que durante estos días, Urdangarin se desplace hasta Madrid para llevar a cabo su voluntariado, que consistirá en trabajar con discapacitados en una entidad religiosa. Esta medida no comenzará hasta que la prisión en la que Urdangarin cumple condena y la entidad en la que hará el voluntariado se pongan de acuerdo y establezcan el horario.

Esta decisión de acudir a hacer un voluntariado se ha tomado al amparo del artículo 117 del Reglamento Penitenciario, que permite a los reclusos en segundo grado con «baja peligrosidad social» y que no ofrezcan riesgos de quebrantamiento de condena la posibilidad de «acudir regularmente a una institución exterior para la realización de un programa concreto de atención especializada, siempre que este sea necesario para su tratamiento y reinserción social».

El magistrado ha querido aclarar, además, que «la situación de aislamiento» se debe no a una elección de Urdangarin, sino que es una decisión que ha tomado la autoridad penitenciaria. Recuerda que «cabe recurrir a él en orden a preservar la vida e integridad de los internos, de ahí la legalidad dela decisión adoptada por la Administración. Afirma, además, que «han de articularse medidas en orden a evitar la desocialización que comporta la soledad».