Rocío Flores ha estallado en lágrimas al enterarse del Estado de Alarma decretado en España. Está preocupada por su madre, Rocío Carrasco.


Rocío Flores, al igual que el resto de concursantes de ‘Supervivientes 2020’, ha sido informada del Estado de Alarma decretado en España.

Debido a la crisis del coronavirus, la productora del ‘reality’ de Telecinco decidía comunicar a los participantes de la situación que está viviendo el país. «Ahora mismo en España todo el mundo está encerrado en casa. Os pedimos tranquilidad», les explicaba Lara Álvarez desde los Cayos Cochinos. «Ahora mismo estamos en una situación privilegiada, estamos contando con unas temperaturas cálidas. Os pedimos confianza. Os vamos a interesar absolutamente de todo y os informaremos del estado de nuestras familias», añadía la presentadora.

Al escuchar las palabras de Lara, los concursantes se derrumbaron. La mayoría de ellos rompió a llorar. Quizás las que más exteriorizaron su preocupación fueron Fani y Rocío. La hija de Antonio David Flores perdió los nervios y vivió momentos de verdadera ansiedad en pleno directo.

«No sé nada de mi madre»

El mensaje que le había enviado su padre no la había calmado. «Que disfrutes de esta aventura, te amo», le decía el colaborador de ‘Sálvame’. Rocío quería saber si había noticias de su madre, Rocío Carrasco. Rota en llanto, exclamaba. «Llevo siete años sin saber de mi madre. Que me pase esto y que no sea capaz de coger el teléfono me parece increíble, que no sea capaz de hacerlo ni en esto… Me entran ganas de coger e irme. No me lo merezco».

«El que me manda un mensaje es mi padre. Mi padre no tiene relación con mi madre. De la única que no lo sé es de ella. ¿Y mi madre? ¿De ella no sabéis nada?», decía, entre sollozos. Su llanto era tan intenso que a duras penas podía articular palabra. «Te doy mi palabra de que yo, personalmente, te voy a dar información de mi madre, moveré cielo y tierra», le dijo Lara Álvarez, intentando consolarla.

Carlos Sobera: «Hay que tener paciencia»

Minutos antes de que Rocío y sus compañeros perdieran el ánimo al conocer la actualidad del COVID-19, Carlos Sobera arrancaba la gala con un mensaje muy especial a la audiencia del programa. «Es necesario que sigamos haciendo un esfuerzo porque mantener las distancias es la mejor manera para salir adelante… Solo hay que tener paciencia», decía. «Desde aquí lo único que queremos es ocupar un espacio para la evasión y en entretenimiento. Si conseguimos que riáis nos vamos a dar por satisfechos. Desde Mediaset, dese Honduras y desde Fuencarral quiero que demos un aplauso al personal sanitario, a los policías y a todos los que salen a la calle a trabajar y a los que se quedan en casa y lo están pasando mal. Este aplauso va por ustedes».