¿Podría Rafa Mora perder su trabajo en ‘Sálvame’? La dirección del programa ha animado a la audiencia a decidir si prefieren al valenciano o a Kiko Jiménez ocupando la silla.


Rafa Mora podría ver peligrar su asiento en ‘Sálvame’. La dirección del programa ha decidido someter al público a una importante cuestión: «Dos colaboradores: una silla. ¿Quién quieres que se quede?». Así, la audiencia debía decidir la permanencia del colaborador de Valencia o dejar que éste sea sustituido por el nuevo valor seguro de Mediaset: Kiko Jiménez.

Tan delicada interrogante ha provocado los nervios de Rafa Mora, cuyo puesto de trabajo podría peligrar ante la presencia cada vez más continuada en el programa del novio de Sofía Suescun. El joven pisa cada vez con más fuerza en los platós de Telecinco. Y, no contento con su puesto de colaborador en ‘Mujeres y Hombres y Viceversa’, está dispuesto a sentarse de manera permanente en el programa vespertino de Jorge Javier Vázquez.

¿Rafa Mora o Kiko Jiménez? Esa es la cuestión…

Kiko Jiménez estaba encantado con la posibilidad de entrar en ‘Sálvame’. Prueba de ello es que no ha dudado en dejar claras sus preferencias. «Me cae muy bien Toñi Moreno, me encanta trabajar con ella, pero contigo me lo paso fenomenal», le decía a Jorge Javier. El presentador, que en numerosas ocasiones ha aplaudido su valía como colaborador, le ha recordado: «La gente que prospera en la tele es la que se arriesga y gana».

Rafa, visiblemente preocupado al verse en la cuerda floja, no podía reprimir las lágrimas. «Ahí se notan las envidias que tiene Rafa Mora como si yo no tuviera ninguna validez», explicaba el de Jaén, metiendo el dedo en la llaga.

 Belén Esteban sale en defensa de Rafa

La primera colaboradora en salir en defensa de Rafa Mora ha sido Belén Esteban. La princesa del pueblo ha hablado alto y claro sobre el dilema que se planteaba. «Me parece fatal lo que está haciendo dirección. Entiendo que contraten a la gente que tengan que contratar y me parece muy mal que se ponga a Rafa Mora delante del público como si fuera una competición».

«Tengo buena relación con todos mis compañeros, aunque algunas veces nos matemos. Por eso digo que me parece muy mal lo que hace dirección de poner a Rafa y a Kiko Jiménez en una situación de que le vote el público. No puedes poner a un compañero como en una maratón. Si una empresa quiere contratar a alguien, que lo contraten», zanjaba la madrileña. «Esto ha llegado a la casa de todo el mundo y la gente estará dando su opinión. Elijo a Rafa, no porque tenga nada en contra de Kiko. Lo conozco de las veces que ha ido al plató. Pero por cercanía prefiero a Rafa».