Según Kiko Jiménez, el enfrentamiento entre la hija de Antonio David y Rocío Carrasco y el vidente continuó tras el directo de ‘Supervivientes 2021’.


Hace menos de 24 horas, Rocío Flores estallaba contra el Maestro Joao después de los zascas que le lanzó el vidente en el plató de ‘SV: Tierra de nadie‘. Su comportamiento, fuera de tono para muchos, han causado un enorme malestar entre sus compañeros de cadena, que han criticado severamente sus maneras. Y es que la hija de Rocío Carrasco Antonio David Flores, visiblemente irritada y nerviosa, gritaba y perdía las formas ante los comentarios del colaborador sobre Olga Moreno.

Por eso, a lo largo del miércoles se han sucedido las declaraciones reprochando la actitud de la nieta de ‘la más grande’. Es el caso de Ana Rosa Quintana, la primera en darle un toque en el plató de ‘El programa de Ana Rosa’. «Hay lenguajes y modos que no se deben utilizar», le ha dicho. «No puedes pretender que una persona no diga lo que quiera decir de lo que quiera decir y ya está, es de concursante o no concursante, nadie está ajeno a lo que ocurre fuera, ni tú eres ajena porque no te habrías puesto como te has puesto. Tienes que aprender que la televisión es un medio de comunicación que lo ven muchas personas, gente joven, muchos niños, hay unos lenguajes y unos modos que no se deben utilizar, pero tú no puedes censurar que nadie diga lo que le dé la gana».

Kiko Jiménez revela qué pasó detrás las cámaras tras el ataque de ira de Rocío Flores

También Belén Esteban le ha enviado un toque de atención desde ‘Sálvame’: “Yo entiendo los malos momentos que estará pasando Rocío Flores, entiendo que no tiene que ser fácil con lo que ha pasado. Yo la entiendo. Pero yo, según la vi ayer, yo no dejaría… si fuera alguien muy cercano a ella, yo le tengo mucho cariño y no dejaría que fuera al plató”.

Lo que muchos de sus compañeros de Mediaset se preguntan es qué pudo llevar a Rocío Flores a perder el control como lo hizo. Bien es sabida la presión a la que lleva sometida desde que, hace tres meses, arrancara la emisión del documental sobre la vida de su madre: ‘Rocío, contar la verdad para seguir viva’. Pero a estas alturas debería estar acostumbrada a comportarse ante las cámaras. ¿Ha sido un arranque de nervios o lo que se vio en el plató de ‘SV’ es señal de que afloró su verdadera personalidad? a Kiko Jiménez, que fue novio durante varios años de Gloria Camila, tiene la respuesta. Incluso ha revelado lo que sucedió detrás las cámaras tras el rifirrafe con Joao.

Cuatro

«Yo la he visto varias veces así. Se puede disimular pero era cuestión de tiempo verla así, brotar de esa manera», ha confesado el andaluz. «Ella vertió sobre mí una serie de acusaciones por decir que su padre era un mueble y ayer toda España pudo ver cómo actuó y cómo brotó».

Rocío Flores lanzó una advertencia a la organización de ‘Supervivientes’: «O ella o Joao»

Lo que no sabíamos es que todo continuó tras el directo. Según le ha contado el propio Maestro Joao al colaborador, Rocío Flores hizo una petición muy comprometida a la dirección del programa. «He estado hablando con Joao y le ha molestado muchísimo que Rocío Flores dijese que en Ana Rosa que él intentaba insultarla o imitarla. Él reconoció en el plató que la imitaba porque ella estaba haciendo un gesto ofensivo. Él salió y se fue para adelante y de despidió», ha detallado Kiko Jiménez.

Asimismo, ha detallado que “hubo varias advertencias por parte de Rocío Flores directamente él como a personas que componen el programa. Dijo textualmente que estas cosas no las iba a consentir en plató ni una vez más, que a la próxima no contaban con ella. Que o ella o Joao».

Instagram

El Maestro Joao, por su parte, no ha dudado en reafirmarse en sus redes sociales tras su encontronazo con Rocío Flores. A través de su cuenta de Instagram, el colaborador ha publicado los comentarios de amigos y ‘followers’ que le han enviado mensajes de apoyo. Cabe recordar que uno de los zascas que le espetó a la joven se produjo cuando esta dijo que estaba «cansada» de escuchar comentarios sobre Olga Moreno. «¿Que estás cansada, hija mía, de llevar esa estrella que pesa tanto! ¡Estoy cansada y cansada! ¡Que llevas sentada toda la noche!», le recriminaba. «¡El dedito no! La de los cojones, la del ‘cansada’ y la del dedito eres tú, chata… Yo en las redes opino lo que me da la gana».