Fran y Cayetano Rivera siempre han acusado a Isabel Pantoja de no darles la herencia que les pertenece tras la muerte de Paquirri. Ahora se suma Kiko Rivera


La muerte de Paquirri conmocionó a España hace 36 años, pero el asunto aún colea entre sus hijos. Fran y Cayetano Rivera reclaman desde hace años algunos enseres relacionados con el torero a Isabel Pantoja. Pasados los años, las asperezas se limaron bastante entre los hijos del torero y Fran y Cayetano Rivera y Kiko Rivera llegaron a tener una relación medianamente fluida. Eso sí, con altibajos. De hecho, Kiko regaló a Fran por su boda alguna de esas piezas, hecho que Fran, a su círculo, definió como «no me ha regalado nada, sino me ha dado lo que era mío». Ahora, los tres hermanos vuelven a unir sus fuerzas contra Isabel Pantoja con un objetivo común: conseguir lo que le corresponde de la herencia de Paquirri. 

El caso es que esos objetos personales que desde años han reclamado Fran y Cayetano Rivera, la mayor parte de ellos relacionados con el mundo del toreo, siguen en Cantora. Isabel Pantoja siempre les ha dado una negativa a los hijos de Carmina Ordoñez y esto ha supuesto que la guerra entre ellos y la tonadillera nunca se haya llegado a cerrar. De hecho, este mismo martes, Fran Rivera recordaba lo ocurrido, entendiendo la postura de su hermano Kiko: «Una persona capaz de hacernos lo que nos ha hecho a Cayetano y a mí cuando teníamos diez y siete años, es capaz de cualquier cosa», dice refiriéndose a que en su momento no le dio los objetos personales después de que falleciera su padre, Paquirri. Un momento doloroso para los hermanos, que no tuvieron acceso a nada para recordar a su progenitor.

Los hermanos Rivera le reclaman su herencia a Isabel Pantoja

A los enseres personales que reclaman los hijos de Carmina Ordoñez ahora se suma la petición de Kiko Rivera, que le pediría a su madre su parte de Cantora. Hay que recordar que la finca, situada en Medina Sidonia (Cádiz), y en la que actualmente vive la tonadillera junto a su madre, doña Ana. Una casa llena de recuerdos que en su día el testamento de Paquirri dividió de esta manera: un 49 % para Kiko Rivera y un 51 para su madre. Esa disposición de la herencia, provoca que el músico no pueda vender la propiedad, por lo que debe llegar a un acuerdo con su madre si quiere que se ponga en venta.

De hecho, el DJ ha asegurado que le ha propuesto a su madre vender Cantora para que así ambos liquidaran sus respectivas deudas con Hacienda. En ese momento, Kiko recibió la negativa de su madre. Al igual que sus hermanos, Fran Rivera y Cayetano Rivera, que siempre han obtenido un «no» por parte de Isabel Pantoja y nunca han podido conseguir esos enseres personales que tanto anhelan y desean.