¡exclusiva!

Rocío Carrasco pide cinco años de cárcel para Antonio David Flores

SEMANA ha tenido acceso al escrito de acusación elaborado por Rocío Carrasco en el que pide para su ex cinco años de cárcel

Según Antonio David Flores los últimos años han sido un auténtico calvario. Han estado marcados por los enfrentamientos judiciales que mantiene con su ex, Rocío Carrasco, prácticamente desde que se separaron, pero, como él dice, «el cañonazo más importante» era el que sufría en 2017 cuando la madre de sus hijos le interponía una querella criminal por un presunto delito de violencia de género. Finalmente, a finales de 2018 el juez archivó la causa y él ni siquiera fue juzgado. Se sintió victorioso, liberado. Sin embargo, no podía dar por concluida su guerra con Rociito. Otra causa abierta los mantiene enfrentados.

8Otro frente abierto

Se trata de la que investiga al ex guardia civil por un presunto delito de alzamiento de bienes. Hace unos años el juez le condenó por no pagar la pensión a la madre de sus hijos y cuando le reclamó la cantidad adeudada, él se declaró insolvente.

7La sospecha pesa sobre Antonio David

La justicia sospecha que Antonio David pudo desviar algunos ingresos para mantener esa insolvencia declarada y, de momento, la Fiscalía ya ha pedido para él tres años de cárcel y una multa de 12 euros diarios durante 20 meses.

6La reacción de Rocío

Sin embargo, el golpe de gracia es el que ahora acaba de asestarle su ex, quien sobrepasa las peticiones de la Fiscalía y pide para el padre de sus hijos hasta cinco años de cárcel. 

5Las maniobras de Antonio David

SEMANA ha tenido acceso al escrito de acusación fechado el pasado 11 de septiembre y la defensa de Rocío Carrasco es contundente en sus afirmaciones. Según esta, Antonio David cometió determinados «actos con el fin de conseguir la ocultación de su patrimonio económico con la finalidad de protegerlo poniéndolo a recaudo de terceros y generando así una ficticia situación de insolvencia dirigida a evitar el pago y los consiguientes perjuicios económicos a doña Rocío Carrasco Mohedano».

458.876 euros de deuda

La cantidad adeudada por el ex guardia civil asciende a 58.876,84 euros que, según la documentación, fue embargada, pero nunca se ha podido cobrar por esa supuesta situación de insolvencia.

3Cinco años de cárcel por dos delitos

Ahora, la querellante acusa a su exmarido de haber simulado esa situación y asegura que «logró desviar y ocultar ingresos procedentes de programas de televisión y entrevistas a través de mercantiles administradas por su mujer y por su representante realizando así maniobras y entresijos delictivos». Por todo ello, Carrasco le acusa de haber cometido dos delitos. Uno de estafa procesal y otro de insolvencia punible. Por el primero Rociito pide para su ex un año de prisión y 10 meses de multa con una cuota diaria de 15 euros, mientras que por el segundo solicita cuatro años de prisión y 20 meses de multa con la misma cuota que el anterior.

2El sueldo de Antonio David, embargado

Además, exige una indemnización de 80.000 euros que cubra la cantidad adeudada más los intereses y solicita al juez que para ello requiera al acusado el depósito de una fianza. En caso de no depositarla, el escrito de acusación dice: «Que en caso de que no se deposite la fianza correspondiente en el plazo legalmente establecido (…), se libre de inmediato y sin mayor dilación oficio para proceder directamente al embargo por el importe total de la fianza con cargo a las cantidades que el acusado haya podido firmar por la participación en el reality show Gran Hermano Vip o bien, el embargo de todas las cantidades que pueda percibir , incluso un tercero persona física o jurídica a los que se haya podido ceder los derechos por por la intervención en dicho programa».

1Rocío Flores, la mejor defensora de su padre

Ante todo este panorama, Rocío Flores se ha situado como la mejor defensora de su padre, pero no solo en el plató de ‘GH Vip 7’, sino allá donde entienda que el ex guardia civil necesita de su amparo. Su entuerto contra Rocío Carrasco ha desgastado a la familia, pero por fortuna actúan como una piña.