Gtres.

Irene Rosales se niega a ir a Cantora en Navidad

Son tantas las polémicas familiares que tiene el clan Pantoja que Irene Rosales ha tomado la decisión de no dar ningún paso en Navidad.

A pocas horas de que se celebre la cena de Nochebuena, todas las familias tienen ya organizados sus planes para el primer día de Navidad. También Irene RosalesKiko Rivera, que tienen claro que no pasarán estos días de fiesta en Cantora, evitando así reunirse con Isabel Pantoja, con la que llevan tiempo sin hablar. Las polémicas familiares han hecho estallar a Irene Rosales, que se niega a dar ningún paso para que las aguas se calmen. No perdona determinadas cosas a su suegra y prefiere no acercar posturas en Navidad.

El reencuentro familiar esta año tampoco será posible. La que fuera colaboradora de televisión tiene claro que quiere estar junto a los miembros de la familia que ve con asiduidad. La relación con su suegra no atraviesa el mejor momento y no quiere acercar posturas en estas fechas. Aunque de primeras podría ser la época perfecta para reunirse y mejorar las relaciones, Irene ya está cansada. De hecho, ya ni quiere hablar de las polémicas de manera pública.

Irene Rosales no está dispuesta a ver a Isabel Pantoja

Irene Rosales

Gtres

Kiko Rivera lleva sin hablarse con su madre bastante tiempo, algo que hace pensar que los problemas están enquistados y sin pensamiento de que la cosa mejore. "No piensa pisar Cantora hasta que no arregle las diferencias con su suegra", declaran desde 'El programa de Ana Rosa'. Al parecer, la mujer de Kiko Rivera no perdona a la cantante que no estuviese a su lado cuando fallecieron sus padres y estaría esperando un perdón por parte de la tonadillera. Algo que, por supuesto, no ha llegado.

El que sí podría hacer un hueco en su agenda sería Kiko Rivera. Tal y como han comentado en este medio, el hijo de Isabel Pantoja podría acercarse a Cantora en los próximos días para reencontrase con su madre y poder abrazarse de nuevo. Kiko Rivera habría decidido dar un paso para solucionar los problemas con su madre y la habría llamado por teléfono: "La echa de menos y quiere verla", ha contado Pepe del Real.

Esto ha permitido, de primeras, una acercamiento entre madre e hijo. Isabel Pantoja no atraviesa el mejor momento personal y para ella la llamada de su hijo ha sido tomado como el mejor regalo de Navidad. La cantante no va a cerrar las puertas de Cantora al dj a pesar de todo y podría estar deseando abrazarlo y hablar de todo lo ocurrido durante todos estos meses.

Una relación tensa

Gtres.

El enfrentamiento familiar está más vivo que nunca. Irene Rosales ha sido siempre el principal apoyo de Kiko Rivera y no tuvo reparos en decir públicamente su opinión acerca de todas las polémicas: "Isabel Pantoja ha dañado psicológicamente a Kiko", declaró en una ocasión. Además, el hecho de que no contacte con sus nietas también es algo que no entiende y nunca ha entendido.

Irene Rosales no quiere que el tema de Isabel Pantoja sea un problema más para ella y trata que no le afecte. De hecho, han sido unos años complicados para la 'influencer', tal y como ya confesó el pasado año, y se niega a que la polémica familiar con su suegra le siga quitando energías: "Estoy de bajón por un cúmulo de cosas. No he parado desde hace más de un año, por lo de mis padres, después el conflicto de Kiko... he querido llevarlo todo adelante, pero llega un momento que no puedo más", declaró en su programa cuando era colaboradora de televisión.

X