20 de abril de 2015. Sobre la alfombra rosa desplegada para la entrega de los Premios Woman aparece Letizia y ¡oh, sorpresa! Primeros gestos y palabras de incredulidad de los presentes: ¿son nuestros ojos o es que la Reina se ha cortado el pelo? ¿Se habrá atrevido? ¡Sí, sí, sí…!

Os reproduzco, más o menos, el momento emocional que vivimos ante semejante locura estilística por parte de la hasta entonces más recatada Letizia. Desde entonces, su corte bob, el famoso Bob Letizia, no ha parado de ser objeto de estudio e imitación. Bien es cierto que era un corte y un peinado en alza, y que el long bob (un poquito más largo) ha terminado por conquistar las cabezas femeninas de medio mundo, pero ella fue una suerte de avanzada en este terreno…

Letizia

Su peluquera personal, Luz Valero, a quien conoció durante sus días como periodista trabajando en Televisión Española, fue la autora del corte. «Fue algo consensuado», fueron las únicas palabras al respecto de la discretísima profesional.

Letizia

Desde aquel mes de hace justo un año ha tenido que volver a tirar de tijeras para perfeccionarlo, modularlo, actualizarlo… y lo que es innegable es que ha demostrado una enorme maestría en sacarle partido y más teniendo entre manos un largo tan complicado.

Letizia

En su modalidad de liso, y «jugando» coquetamente a entremeterlo o no por sus orejas. Eso sí, siempre con la raya al lado.

 

La evolución del bob ha sido clara: desde la rectitud geométrica a la altura de la mandíbula de aquella primera vez hasta el long bob de la actualidad, que ya le sobrepasa los hombros. ¿Letizia lo estará abandonando?

Letizia

Tres moños para escoger: el entremetido, el trenzado y el de nudo. ¿Con cuál os quedáis?

En medio, un sinfín de variaciones de peinado dignas de elogio: liso con raya al lado, con el pelo metido por detrás de ambas orejas o solo de una (más habitual); ondulado o rizado; y recogido en múltiples moños (bajo, medio, pulido con raya al lado, con postizo o sin él, con ondas, entrelazado, trenzado…).

Letizia
Dos de los recogidos más bonitos y comentados: el entrelazado del día previo a los Princesa de Asturias y el sobrio bajo que lució en su encuentro con Rania de Jordania.

El hecho es que este corte le favorece mucho y con él ha logrado dar un plus de modernidad a su estilo. En estos momentos parece que se lo está dejando crecer, o sea, que está en vías de extinción. O quizás la Reina nos prepara una nueva sorpresa capilar… Nunca se sabe.

En todo caso, ¡felicidades Bob Letizia! ¡Un añito ya!

Letizia
Liso u ondulado, ¿con cuál os quedáis?