«Se va a estabilizar, pero le quedan unos días en el hospital», ha afirmado su exnovia.


Los últimos días ha preocupado, y mucho, el estado de salud de Camilo Blanes. El hijo de Camilo Sesto permanece ingresado en el hospital Puerta de Hierro de Mahadahona, Madrid, con pronóstico reservado. Tras pasar por la UCI, finalmente descansa ya en planta. Este mismo sábado ha presentado una mejoría y ha abandonado los cuidados intensivos. Por el momento todo son conjeturas, pero parece que podría recibir el alta en los próximos días, quizás el martes.

Gtres

El programa ‘Socialité’ ha confirmado que había pasado a planta tras precisar de la Unidad de Cuidados Intensivos. Christina Rapado, su exnovia, en declaraciones con el citado espacio, ha señalado que está «intubado», pero recuperándose poco a poco. «Se va a estabilizar, pero le quedan unos días en el hospital. Lo que verdaderamente importa es su recuperación que se va a recuperar. Que este susto le sirva para estar tranquilito durante un tiempo largo», ha afirmado.

También ha hecho hincapié en el ritmo de vida del hijo de Camilo Sesto. «A veces se pasa, nunca mejor dicho, de la raya en las fiestas, acabó un poquito mal pero es el pan nuestro de cada día». No solo ella ha estado a su lado en estos delicados momentos, también su madre, Lourdes Ornelas. Christina Rapado se ha pronunciado sobre el papel que juega esta en la vida de Camilo Blanes: «Lourdes Ornelas quiere llevar las riendas de su hijo y no puede porque no es un niño, es un hombre. Tampoco es que haga una mala vida, pero cada x tiempo se coge una fiesta porque él lo cree oportuno».

Distintas versiones

El pasado 24 de noviembre saltó la noticia de que el único heredero del cantante de Alcoy fue ingresado de urgencia en el hospital. Una información que adelantó en exclusiva la revista SEMANA a sus lectores. Desde entonces mucho se ha hablado sobre su estado. Su madre sostuvo en un principio que el ingreso se debía a una fuerte neumonía tras una caída de una bicicleta mientras llovía. Sin embargo, el entorno del joven ha apuntado otra versión muy distinta a esta última. Según han dicho fue hospitalizado, al parecer, tras permanecer varios días de fiesta.

No es la primera ocasión en la que Camilín -como se le conoce popularmente- genera cierta inquietud por el momento que atraviesa. En diciembre de 2019, su madre se sinceró por completo y habló de sus problemas de adicción. “Ha pasado muchas veces y se volverá a repetir”, señaló visiblemente preocupada en ‘Sábado Deluxe’. También indicó que había recibido tratamiento en distintas clínicas especializas, pero no estaba logrando levantar cabeza. «Es un tema difícil porque es la persona la que tiene que buscar ayuda. Cualquier persona que tenga un problema así tiene que querer salir».