La agenda de la Familia Real de esta semana está marcada por acontecimientos que tocan directamente el corazón. El pasado lunes los Reyes acudían al 75 aniversario de la liberación del campo de concentración de Auschwitz-Birkenau (Polonia); hoy recordaban a la Infanta Pilar con una misa en su memoria celebrada en El Escorial. Así pues, seguimos hablando de negro, de luto. Es nuestro color tradicional para mostrar (físicamente) nuestro respeto y tristeza por la pérdida de un ser querido. El protocolo lo manda así, y Letizia por supuesto que no se lo ha saltado.

Ayer mismo estrenaba un favorecedor vestido ‘wrap’ de lunares de Carolina Herrera, cuya tónica seguía siendo el negro pese a la introducción de los topitos blancos. En esta ocasión no podemos sorprendernos por la elección del color, que como decimos se ajusta perfectamente a los códigos de este tipo de ceremoniales religiosos, así como tampoco la combinación de prendas. Un discreto abrigo lo cubría todo.

Los Reyes Felipe y Letizia reaparecerán el viernes para recibir en audiencia a las selecciones masculina y femenina de Waterpolo. Antes, mañana mismo, celebrarán el 52 cumpleaños del monarca, pero en la intimidad, y con la agenda completamente despejada.

1Una imagen de luto

La Reina Letizia, a quien hemos podido ver el rostro a través de la ventanilla de su coche oficial, prosigue la semana con una máxima de seriedad.

2Con sus primos

Los cinco hijos de la Infanta Pilar, primos hermanos de Don Felipe, esperaban a los Reyes en la puerta de la iglesia, donde se han saludado con besos.

3Saludos afectuosos

4Discreción y sobriedad

El funeral solemne en El Escorial ya marcaba la tónica de estilo, y a ella se ha ajustado con un conjunto de abrigo y falda por debajo. El abrigo, casi una garbardina, con corte elástico en la cintura y ligero vuelecillo en la falda (uno de Felipe Varela que tiene desde hace años), posee la virtud de que puede hacer el efecto de ser un vestido.

 

5Todo al negro

6Con altos tacones y medias semitupidas

La discreción y la sobriedad han guiado los pasos de este estilismo, como no podía ser de otra forma. Destacaban los altísimos tacones de piel de pitón (parecen nuevos) y las medias negras poco tupidas, que dan mayor sensación de elegancia.

7Pelo suelto y capeado

8Abrigada

No le faltaban una cartera de mano negra, una de filo dorado de Carolina Herrera; una pashmina al cuello y guantes de piel para afrontar el frío.

9La única gran joya: sus pendientes largos de perlas

10Un día para el recuerdo

11Despedida con el anillo de Karen Hallam

El próximo viernes nos reencontramos con los Reyes en el palacio de La Zarzuela. Allí comprobaremos si Letizia se anima un poco más con el color y nos despedimos de la semana con alegría. Hoy no tocaba.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here