La hija de Rocío Flores se atreve con los cambios de look más arriesgados y lo ha demostrado con su nuevo look, que no puede favorecerle más


Desde que su paso por Supervivientes la convirtiera en un personaje muy popular todos los pasos de Rocío Flores son mirados con lupa, y también los que tienen relación con su estilo. La joven decidió dejar de lado el mundo de la televisión para centrarse en su faceta como influencer, donde con sus más de 619 mil seguidores en Instagram se está haciendo un hueco entre las más seguidas de nuestro país. Es en las redes donde nos pone al tanto de todos sus trucos de estilo y especialmente sus tratamientos de belleza y sus retoques estéticos. El último de ellos una bichectomía para afinar su rostro con el que ha conseguido unos resultados espectaculares. Y también ha sido en sus redes donde hemos visto el nuevo cambio con el pelo más arriesgado.

El pelo rizado de Rocío Flores

A Rocío le encanta jugar con su imagen y hacer cambios en el color de su pelo. Ha pasado del cobrizo a una melena más rubia con mechas para darle luz, obra de las estilista Lorena Morlote (una de las preferidas de las celebrities) y también la hemos visto con muchos cambios en sus peinados, del totalmente liso a las ondas en todas sus versiones. Ahora ha dado un paso más al atreverse con el  curly hair, o lo que es lo mismo, la melena súper rizada con la que se consigue un extra de volumen, que ella misma se ha hecho en casa junto a una amiga sin necesidad de ponerse en manos de una profesional. El resultado en la hija de Antonio Davíd Flores es absolutamente favorecedor.
Un peinado que está de moda y ya han lucido varias influencers y famosas como Cristina Pedroche.