«Ahora me doy cuenta de que ha ido rajando de mí». Son algunas de las declaraciones que a hecho Kiko Hernández tras destaparse la polémica con Belén Rodríguez, quien le dejó 100.000 euros años atrás. La colaboradora ha reconocido que fue ella quien habló del préstamo que hizo al colaborador. Kiko nunca creyó a su amiga capaz de revelar algo tan íntimo, por lo que sigue se siente decepcionado. El colaborador ha descubierto cosas de su amiga que lo han “destrozado” y ha tomado una decisión drástica: estará un tiempo sin dirigirle la palabra: “Ya no voy a hablar con Belén”. 

Belén Rodríguez, Kiko Hernández
Instagram

«Necesito mi tiempo. No tengo ganas de hablar con nadie ni de nada», ha aclarado Kiko. «Ayer Kiko Matamoros me ha contado una serie de cosas que me han dejado bloqueado». Siente «dolor» y aún le cuesta superar que su amiga haya ido contando asuntos privados que, para él, eran estrictamente personales. Siempre había puesto las manos en el fuego por ella y ha defendido que Belén Rodríguez no había contado nada sobre este dinero que ella se ofreció a prestarle voluntariamente ante una reclamación de Hacienda que tenía pendiente entonces. Pero ella misma confirmó que se lo había contado a sus íntimos y, según María Patiño, se lo dijo a 14 personas más. En este sentido, las palabras de la periodista coinciden con las de Belén Esteban, quien ha negado de manera rotunda haber sido ella quien se ha ido de la lengua con el tema: «Lo que ella me contó a mí no lo voy a decir nunca, pero de esta productora te puedo decir que me salen 14 personas. Lo sabíamos casi todos».

Todo parece indicar que hay más detalles que no se conocen y que podrían explicar el desencanto que siente Kiko. Según ha contado Kiko Matamoros, Belén Ro pidió a Kiko que le devolviera el dinero antes de que venciera el plazo que estipularon por miedo a no recuperarlo. Esta y otras informaciones han sido las que le han abierto  los ojos a Kiko: «Sería la hostia más gorda que me podría llevar en estos 20 años que llevo trabajando en la tele».

Belén Rodríguez
Redes sociales

Kiko Hernández confiesa que siente un dolor “inmenso” y que, después de 24 horas de reflexión, ha tomado una decisión definitiva. No la ha bloqueado en el WhatsApp, pero duda que vuelva a entablar contacto con ella en los próximos días. Todo lo que ha sucedido en las últimas semanas se le hace aún muy difícil de digerir y cree que lo mejor ahora es que no se vean ni que mantengan conversación alguna: “Es muy difícil que esa conversación exista”. Eso sí, a pesar de todo no da todo por perdido, ya que sigue considerando a belén su «amiga». El tiempo, que todo lo cura, seguro que pone las cosas en su sitio.

¿Cuántos años tiene Kiko Hernández?

El colaborador de 'Sálvame' tiene 46 años.