Sucedió hace años. Carmen Borrego ya casi tenía el incidente dormido en su memoria. Pero este viernes, la hija de María Teresa Campos ha recordado el durísimo episodio que vivió con Coto Matamoros, hermano de Kiko Matamoros. Su relato ha surgido cuando su compañero ha denunciado durante la emisión de ‘Sálvame‘ que su gemelo está detrás de las durísimas críticas en las redes sociales a su novia, Marta López.

Matamoros ha revelado que la persona que acosa en Instagram a su pareja es un «familiar mío», del que lleva años sin tener relación. «A ver si nos vemos algún día y que sea pronto», decía, visiblemente cabreado. «Llevo sin verlo desde la última vez que vino a hacer aquí el ‘Deluxe’. Hace muchos años», añadía. Explicaba incluso que Coto ha hecho lo mismo con su exmujer, Makoke. «Eres un perdedor sucio y cobarde», concluía.

«No puede ser peor persona», ha lamentado Carmen Borrego

Después de que el madrileño hablara de estos hechos, sus compañeros tomaban la palabra para mostrarle su apoyo. Varios colaboradores han intervenido para contar sus últimas experiencias con el que fuera colaborador de programas de televisión como ‘Crónicas Marcianas’. Una de ellas fue la malagueña, quien ha sorprendido a todos al dar a conocer su testimonio. «Pues yo no te voy a contar lo último que viví con él», decía. «No puede ser peor persona. Yo trabajé por última vez con él en la otra cadena y tuve muchos problemas. Yo era la directora», ha relatado.

«Uno de los días él se equivocó, vino a trabajar y no estaba convocado. Vosotros sabéis cómo funcionan las cosas de los colaboradores: equis vienen tal día y otros tal día. Le dije que lo sentía, pero que se había equivocado él», proseguía. «Me estrelló contra una pared, textual. Tuvo que salir el realizador a salvarme». Víctor Sandoval preguntaba insistentemente si realmente fue algo físico: «Sí, sí, físicamente. Simplemente le dije que no era su día, nada más. Y fíjate… Y no lo he vuelto a ver más en mi vida». Cuando sus compañeros le han preguntado si lo denunció, respondía tajante: «No lo hice por mi madre, por la productora y por muchas cosas».

Carlota Corredera (4)
Telecinco

Minutos antes de que interviniese Carmen Borrego, Carlota Corredera también había contado un episodio «surrealista» que vivió con Coto Matamoros. Y contaba que Coto Matamoros la llamó por teléfono apenas dos horas antes de su boda con Carlos de la Maza para pedirle explicaciones por un contenido que se emitió en el ‘Deluxe’. «Yo estaba correteando por la habitación con los rulos en albornoz. Me estaba preparando y me sonó el teléfono. Era tu hermano. Quería hablar conmigo por una movida que había habido en el ‘Deluxe’, que ese yo no lo había dirigido. Me llamaba para pedirme explicaciones. Le dije que no tenía ni idea de lo que me estaba contando, que no vi el programa y que me casaba en dos horas. Nunca más me ha vuelto a llamar. Que te llame Coto Matamoros el día de tu boda solo me pasa a mí», contaba.

Gema López habla de Coto Matamoros: «Vino a anunciar que quería desaparecer»

A los testimonios de Carlota y Carmen se ha sumado el de Gema López. Su narración resultaba igual de asombrosa. «Yo la última vez que le vi me pasé toda la noche convenciéndole para que no hiciese una cosa que él decía que iba a hacer. Él vino a anunciar que quería desaparecer. Cuando acabó el programa nos fuimos a tomar algo y a mí me dieron las seis de la mañana explicándole los motivos por los que era importante vivir». 

Kiko Matamoros
Telecinco

Kiko Matamoros ha lamentado profundamente que su hermano esté pendiente de lo que publica Marta López en sus redes sociales para atacarla de manera constante. «Al final el hecho de recibir descalificaciones, más o menos lo sobrellevas, ¿no? Pero yo creo que tiene que pensar que son más positivos, infinitamente más, los comentarios que le dan su apoyo y la quieren, que los negativos», decía. María Patiño ha querido saber el consejo que el colaborador de televisión le ha dado a su pareja y este respondía. «Yo el consejo que le he dado es que tiene que ser psicológicamente fuerte y no hacer caso de estas cosas».

«Al final, además incluso, trascendiéndolas, lo que alimentas es al depredador, al hijo de perra que se crece sabiendo que encima te hace daño», añadía, visiblemente enfadado al recordar las lágrimas de su novia por culpa de terceras personas. «Y verdaderamente es asqueroso que esta sociedad que intentamos estar a la altura de las circunstancias y los tiempos que vivimos, sea así», sentenciaba.