En el nuevo número de SEMANA, desvelamos qué pasó después del accidente de Rocío Carrasco con Fidel Albiac y que cambió por completo la relación de esta con sus padres, Rocío Jurado y Pedro Carrasco. Buceamos por la historia y descubrimos algunos datos que ella no ha contado.


Los episodios de la docuserie de Rocío Carrasco, ‘Rocío: contar la verdad para seguir viva’, están provocando una revuelo mediático sin precedentes. La hija de Rocío Jurado ha hecho un repaso por algunos de los momentos más duros de su vida, muchos de ellos relacionados con su matrimonio con Antonio David Flores, así como la polémica separación y la posterior distancia con sus hijos, Rocío Flores y David.

Pero sus malos momentos con el excolaborador de ‘Sálvame’ no han sido los únicos delicados episodios que ha tenido Rocío Carrasco en su vida. Sin embargo, ella ha preferido mantenerlos en silencio. SEMANA ahora cuenta en su nuevo número la gran bronca que hubo entre esta y su madre, Rocío Jurado. Desvelamos en las páginas de tu revista favorita de corazón qué ocurrió entre madre e hija tras el accidente que sufrió Rocío junto a Fidel Albiac.

Tras el accidente de coche, hubo un hecho que marcaría para siempre la relación de Rocío Carrasco con sus padres. Según cuenta ella misma, Rocío Carrasco pasó dos días en casa de su madre y luego se fue a vivir con Fidel. A pesar de lo que ha comentado la hija de Rocío Jurado sobre los días posteriores a recibir el alta del hospital, SEMANA publicó durante esa época que no fue así.

Rocío Carrasco sigue guardando dentro de su corazón decepción por cómo se portaron sus padres con Fidel Albiac. Una pelea entre madre e hija pudo provocar que Rocío Carrasco tomara la decisión de abandonar la casa de su madre e irse con su pareja. En el nuevo número de SEMANA podrás leer todos los detalles sobre qué ocurrió entre Rocío y sus padres después de que este medio haya buceado por la historia. Hubo un antes y un después tras este accidente.

En SEMANA, la gran bronca entre Rocío Carrasco y su madre

© GTRES.

Acompañamos a esta revelación, algunas fotos exclusivas de Rocío Carrasco tras el accidente. En las instantáneas que publicamos en exclusiva en el nuevo número de SEMANA, se puede ver cómo abandonó Rocío Carrasco el hospital tras permanecer ingresada durante un mes. Además, pocos días antes de que recibiera el alta, SEMANA publicaba unas imágenes de Rocío paseando por el hospital acompañada de Fidel.

Fidel ha sido siempre el apoyo más incondicional de Rocío Carrasco. No solo no se separó de ella cuando esta estuvo a punto de perder su vida tras el accidente, sino que también ha sido el pilar más incondicional durante todos estos años de polémicas familiares. Eso sí, lo ha hecho siempre desde un discreto segundo plano.

Rocío Carrasco hablaba con una sonrisa en su rostro sobre Fidel en la última entrega de su docuserie. En ella confesaba sentir verdadera devoción por su fiel y discreto compañero. «Con él llegó la luz, la ilusión, el amor, el apoyo, llegó la comprensión», decía. Asimismo, relataba cómo fueron los comienzos de su historia de amor.

«El primer beso fue a mediados de octubre. Vino a Madrid. Nosotros ya habíamos estado hablando de continúo. Ese primer beso fue maravilloso, fue como estar flotando. De ese primer beso fuimos a comer, fuimos al cine, pasamos el fin de semana juntos… Él se volvió a Sevilla y estuvimos así un tiempo», ha contado sobre cómo empezó su relación.