Europa Press

Así reacciona Carla Barber cuando le preguntan por el nuevo retoque de Kiko Matamoros

¿Qué opina del último retoque de Kiko Matamoros? Esto es lo que dice la doctora sobre el rejuvenecido aspecto de su (ex) suegro.

Este viernes, Kiko Matamoros ha sido fotografiado tras someterse a una nueva intervención estética. Acompañado de su novia, Marta López, visitaba una clínica especializada en medicina estética para hacerse un nuevo retoque. Se trata del tercero que se hace en menos de 10 días. Poco tiempo para algunos… y el suficiente para el colaborador, decidido a ponerse guapo de cara al verano en tiempo récord.

A la salida del centro se le pudo ver caminando con dificultad, a paso lento, algo adolorido aún tras ponerse en manos de los médicos. También eran visibles los moretones en su rostro y en su cuello. «Es molesto, la verdad», ha dicho, rindiéndose a la evidencia. También aclaraba que no se había hecho nada en el rostro: «La cara no me la he estirado». Su aspecto no era para tirar cohetes, pero se mostraba satisfecho. A poca distancia de allí, a la que fuera novia de Diego Matamoros, Carla Barber, se le preguntaba por el nuevo paso de Matamoros por un centro dedicado a la belleza.

«Está guapísimo»

La canaria respondía sincera que ve a su exsuegro con muy buenos ojos: «Está guapísimo, no le hace falta nada». El colaborador de ‘Sálvame’ nunca ha ocultado su simpatía por Carla Barber. Y aunque la joven ha roto con su hijo, ambos siguen manteniendo una excelente relación. Una relación que es igual de buena en el caso de Laura Matamoros, quien es una buena amiga de la doctora. Tan buen rollo hay entre Carla y los Matamoros que todos desean que se produzca cuando antes una reconciliación…

Europa Press

Lo cierto es que hace unos días pillaban a Carla y a Diego Matamoros besándose en plena calle. ¿Prueba de que aún existe un enorme cariño o es que se ha avivado en ellos la llama del amor? De momento ninguno de los dos se ha pronunciado al respecto. Ni confirman ni desmienten. Sus besos y caricias en un evento privado no eran precisamente los de dos buenos amigos, pero ellos prefieren dejar que pase un tiempo antes de confirmar definitivamente que… sí, están enamorados.

Europa Press

Y mientras el amor fluye y vuela sobre el cielo de los Matamoros, el patriarca se pone a punto para estar tan guapo y fornido como su jovencísima novia, sus hijos y sus respectivas parejas. Tantas ganas tiene de presumir de cara y de cuerpazo que no ha dudado en someterse a tres intervenciones en apenas 10 días.

Y aunque hacerlo deje secuelas en su piel y le cause dolores y molestias, todo esfuerzo merece la pena por la causa. Sus dos últimos retoques han sido una marcación abdominal y una blefaroplastia superior. La primera la anunció sin tapujos en ‘Viva la vida’. «Ya os enseñaré cuando me haga la marcación cómo ha quedado la historia», sentenciaba. También explicaba, paso a paso, en qué consistía su paso por un centro de medicina estética: «Te ponen una especie tubos externos. Y te dan la forma de tu abdominal y que la piel quede pegada y puesta en su sitio».

La blefarosplastia se ha hizo un día después de la muerte de Mila Ximénez, justo cuando todos sus familiares y amigos le daban un último adiós en el tanatorio de la M-30 de Madrid. Poco después afirmaría que deseaba despedirse de su amiga, pero era una cita que tenía concertada y por eso no quiso faltar a ella.