La presentadora de televisión acaba de compartir una foto de cómo está su cuerpo después de haber contraído un virus y de haber hecho mucho deporte.


Paz Padilla es una de las caras de la televisión que trabajo está recibiendo últimamente. Hace unos días volvía a ‘Sálvame’ tras su viaje a Egipto y después de conocer que iba a presentar otro año más las Campanadas en Telecinco. Lo hacía mucho más delgada, un cambio de físico que no pasó desapercibido para todos sus compañeros, lo que le obligó a dar explicaciones.

Después de desvelar que se trataba de un virus que había cogido durante su estancia en Egipto y ya recuperada, Paz Padilla ha sorprendido a sus seguidores con una foto de lo más impactante. La presentadora de ‘Sálvame’ se deja ver en el gimnasio al que acude cada día y allí poca con una postura que deja ver los músculos que tiene.

El brazo, colocado en señal de fuerza, muestra los pliegues del biceps. Además, se atreve a bajarse el pantalón de deporte y enseñar su barriga, que tras muchos abdominales, está planísima. No hay duda de que los ratitos que pasa en el gimnasio está dando su fruto y de que ha conseguido pulir su figura con trabajo intenso.

Paz Padilla presume de músculos en su foto más impactante

Paz Padilla gimnasio
© Redes sociales.

Parece que ya ha recuperado la energía que ha perdido tras pasar un virus. No hay nada como retomar el deporte para sentirse bien con ella misma. Y nada más se ha sentido recuperada, la presentadora de televisión se ha colocado su ropa de deporte y se ha puesto en manos de su entrenadora personal, a la que saca a menudo en sus redes sociales.

Paz Padilla regresaba el pasado martes a ‘Sálvame’ después de una temporada ausente. La gaditana se reincorporaba al programa después de disfrutar de unas merecidas vacaciones junto a su hija, Anna Ferrer. Un viaje del que llegaba muy relajada y con muchas ganas de reengancharse al trabajo.

Visiblemente feliz, la presentadora compartía con sus compañeros el motivo de su ausencia y de la delgadez que luce ahora. Y es que se la ve mucho más delgada que antes. «He estado en Egipto, pero me he traído un virus bacteriano o algo y he perdido…», confesaba. Incluso revelaba cuál es su talla actual: «Tengo una 34».