La periodista está aprovechando al máximo su fin de semana y está disfrutando del «fresquito» y «la vida en el campo».


Después de un año complicado, Sara Carbonero e Iker Casillas han comenzado una nueva etapa de sus vidas. La periodista y el que fuera jugador del Real Madrid dijeron adiós a Oporto hace unas semanas y se han instalado en Madrid. La pareja, junto a sus hijos, Lucas y Martín, está disfrutando de pasar tiempo con los suyos mientras que preparan sus nuevos proyectos profesionales. En medio del ajetreo de la capital, la pareja ha aprovechado este fin de semana para hacer una escapada rural y de desconexión para recargar pilas antes de volver a la rutina diaria.

Foto: Instagram @saracarbonero

Con una imagen en la que aparece luciendo un look de lo más otoñal, Sara Carbonero aparece de lo más feliz y descansada en su «finde rural». La periodista se ha escapado este fin de semana para disfrutar de las bondades y encantos de «la vida en el campo» para así desconectar y recargar pilas antes de volver a la capital española.

Ataviada con una rebeca gris que va perfectamente combinada con unas botas altas, la presentadora se protege así del «fresquito» de estos días. Se encuentra en el mejor enclave para descansar y relajarse. Se trata de una escapada que casa a la perfección con el verano tan atípico y rural que ha pasado la familia tanto en el pueblo de Iker Casillas, Navalacruz, y el de la periodista, Corral de Almaguer. Gracias a sus redes sociales, fuimos testigos de lo bien que se lo pasaron los dos pequeños y cómo les sirvió las dos escapadas como un soplo de aire fresco después de haber vivido su año más difícil.

Sin lugar a dudas, se trata de un fin de semana de lo más diferente al de la semana pasada en el que protagonizó una noche de chicas junto a Paula Echevarría. Entonces, las dos amigas se fueron de cena para celebrar buenas noticias y ha sido ahora cuando hemos conocido el motivo: el embarazo de la actriz.

«Vienen cosas bonitas»

Foto: Instagram @saracarbonero

La pareja está disfrutando de las pequeñas cosas y está claro que la vuelta a la capital ha significado un nuevo comienzo en la vida del matrimonio. Mientras que Casillas trabajará cerca de Florentino Pérez en calidad de asesor en un puesto que será definido en las próximas semanas, Sara Carbonero ha asegurado en sus redes sociales que «vienen cosas bonitas«. «La felicidad son momentos. Ese día fue un paseo por el campo, un rayo de sol en la cara, estar rodeada de amigos y un proyecto que comenzaba», recordaba la periodista en sus redes sociales junto a una imagen suya de 2015 y hacía hincapié en que están por llegar nuevos proyectos con los que está de lo más ilusionada.

A pesar de que está centrada en su colección de ropa tendremos esperar si volveremos a ver a Carbonero junto a su amiga del alma, Isabel Jiménez, en los informativos Telecinco.