Raquel Bollo ha contado una anécdotico hecho que ha vivido durante estos días cuando fue a echarle gasolina a su coche. ¿Qué le ha pasado?


Raquel Bollo, que es muy activa en las redes sociales, ha querido confesar un hecho que ocurrió hace tan solo unos días cuando fue a echar gasolina con su coche a última hora de la tarde. La que fuera colaboradora de televisión está muy centrada en su faceta como diseñadora y precisamente ahora está trabajando en su nueva colección. El hecho de acudir a las diferentes reuniones que tiene agendadas y de estar pensando en el trabajo, ha hecho que haya sufrido algún contratiempo en su día a día. Raquel Bollo ha contado, de manera muy divertida, el momento en el que acudió a repostar el coche de gasolina, pero se fue tras haber pagado pero sin repostar.

Raquel Bollo ha querido compartir una divertida anécdota con sus seguidores

La que fuera colaboradora de televisión ha contado este hecho: «Llevo todo el día queriendo contar algo, pero se lo quería contar también a mi amiga, que acaba de llegar hace un rato. Se lo voy a contar a ella, que la tengo enfrente, pero también a vosotros. Ayer tuve un día super complicado, de modistas, de telas, de ir al taller, de mil cosas… con el tema de la colección que estamos sacando ahora», ha comenzado diciendo.

Y ha añadido: «Tengo que decir que me da mucho coraje echar gasolina. Es lo que más coraje me puede dar. Entonces siempre apuro hasta última hora. Entonces cuando a las 9 y pico de la noche volvía para casa digo «tengo que echar gasolina». Me paro en la gasolinera. Reposto. Pago. Echo gasolina y sigo hacia adelante», cuenta. Pero lo gracioso ocurre ahora: «Y esta mañana cuando llevo a Samuel al cole. Nada más salir del cole, digo «qué raro». El coche, que es maravilloso y que me avisa de todo como mi madre, pues me sale ‘busca una gasolinera’. Y digo «qué raro si yo eché ayer gasolina»», continúa contando.

© Redes sociales.

«Y empiezo a pensar, que tengo muy buena memoria. Siempre la he tenido. Digo espérate y voy a pensar que hice ayer. Digo no puede ser. Paro en la gasolinera, pagué, compré unos chicles y digo espérate Raquel, que luego te montaste y te fuiste. Digo no puede ser. Tiene que ser porque si no al coche le pasa algo y esto no es normal!, ha confesado entre risas al asegurar que se marchó sin repostar, a pesar de haber pagado.

La diseñadora se marchó de la gasolinera sin repostar a pesar de haber pagado

Raquel Bollo no podía aguantar la risa al recordar lo que le ocurrió tan solo hace unos días: «Total que me paro en la gasolinera esta mañana. Le echo gasolina para no quedarme tirada y nada en cuanto ya hago el deporte y demás, digo espérate que me voy a ir a la gasolinera a ver que he hecho. Efectivamente llego y le digo mira ayer estuve aquí y me dicen que efectivamente.», cuenta. A la colaboradora de televisión la reconocieron y confirmaron lo que estaba contando.

«Después llega el muchacho que me había atendido y que estaba fuera repostando y me dice es que usted cogió, pagó y se montó en el coche y se fue. Nosotros pensamos ‘esta mujer no está buena de la cabeza. Ha pagado y se ha ido’. Pero es que no es la primera vez que me pasa», dice.

Redes sociales

La que fuera colaboradora confiesa que no es la primera vez que le ha ocurrido

Tal y como hemos contado sobre estas líneas, Raquel Bollo ha sufrido esta situación en más de una ocasión. Bueno una vez más, tal y como ella misma ha contado sin poder evitar reírse de sí misma y de la situación. «Me pasó una vez más, pero me ha pasado. Digo realmente cómo tenemos las cabezas o el ritmo de la vidas de ir hacia un lado y hacia otro. Esta mañana si no me doy cuenta me quedó tirada en la carretera después de haber echado gasolina a las 9 y pico de la noche. Con el coraje que me da». Además ha aprovechado para soltar una pregunta a sus seguidores: «Mi pregunta es ¿a alguien más le ha pasado esto o es que yo no estoy buena?«. Y a vosotros, ¿os ha pasado alguna vez algo parecido?