Anita Matamoros chocó su coche contra un pilar de un parking público este martes y ahora ha mostrado el resultado de cómo ha quedado el vehículo.


Este martes, Anita Matamoros vivió un pequeño percance con su coche. La hija de Kiko Matamoros y Makoke chocó su vehículo cuando se encontraba en un parking público de la capital madrileña, del que por cierto le costó bastante salir. La joven, muy asustada, no quería ver qué le había hecho al coche por miedo a que fuera un golpe muy fuerte. Ahora, ha mostrado a sus más de 600.000 seguidores cómo ha quedado su coche tras el pequeño golpe que sufrió hace unas horas. «Esto es lo que le hice ayer al coche. Voy a llorar, os lo juro. Es el primer golpe que le doy al coche en mi vida», ha asegurado al mostrar el estado del vehículo.

Anita Matamoros tuvo un pequeño percance este martes

La joven vivió un pequeño drama cuando llegó al parking público: «Estoy en un parking tremendamente grande y no sé donde he dejado el coche. Ya llevo dos plantas recorridas. Juraría que lo he dejado en la segunda planta, pero no está. Ni en la tercera tampoco», ha comenzado diciendo. «Encima no podía pagar el ticket, luego veré como lo pago. Encima esto está vacío y da un miedo. Las puertas suenan», ha seguido explicando. Pero la cosa no ha quedado ahí. Anita añadía que «encima no hay cobertura, como venga un fantasma…no puedo llamar a nadie». Tras su periplo por el parking, Anita Matamoros logra encontrar el coche, pero una vez dentro desvela lo peor: el golpe que le ha propiciado. «Esto no es todo. Encima encuentro el coche y le doy un columnazo. Es que no quiero ni ver como he dejado el lateral», ha sentenciado. Horas después, esta mañana, ha mostrado cómo ha quedado.

Redes sociales

Lo cierto es que su periplo por el parking no quedo ahí. Una vez que encontró el coche, no pudo pagar el ticket del aparcamiento público. «No os penséis que he salido del parking», comenzaba anunciando una Anita ya desesperada. «No he podido pagar porque decía que para pagar con la tarjeta, en la garita. Me dispongo a salir y no tienen contactless y voy con el móvil solo. No llevo nada de dinero ni la tarjeta física. Así que ahora me voy a sacar dinero», ha dicho ya visiblemente irritada. Aún así, Anita Matamoros conoce la situación que atraviesa el país y ha confesado que «sabe que esto no es un drama, pero son ya tres faenas seguidas».

Tras el ajetreado día, Anita Matamoros por fin pudo poner rumbo a su casa y descansar después de tremendo susto y de tener los nervios a flor de piel. Finalmente, esta mañana se ha levantado a ver cómo estaba el coche y ha querido compartir con sus seguidores el estado de la chapa lateral del vehículo. Lo cierto es que es un día para olvidar para la influencer.