Después de un año de incertidumbre debido a los problemas de salud de Charlène de Mónaco, parece que la normalidad ha llegado a la vida de los Grimaldi. El príncipe Alberto y la exdeportista han celebrado su décimo primer aniversario de boda compartiendo un posado oficial en los jardines de palacio. 

charlene de monaco, alberto de monaco
Redes sociales

El príncipe Alberto y Charlène de Mónaco han posado sonrientes, vestidos de gala y agarrados de la mano para celebrar su aniversario de boda. Un momento especial puesto que el año pasado no pudieron pasarlo juntos debido a la enfermedad de la exdeportista. Entonces, la princesa sorprendía al todos al pronunciarse acerca de su matrimonio y la tristeza que sentía al no poder estar con su marido. No era habitual verla hablando en primera persona de su vida privada y a través de sus redes sociales.

A lo largo de las últimas semanas, Charlène de Mónaco ha recuperado su agenda y, poco a poco, podemos verla en diferentes actos oficiales. Hace unos días, el matrimonio protagonizaba un sonado y romántico beso en una de sus apariciones conjuntas. Una imagen que ponía nuevamente fin a los rumores de una posible crisis en la pareja. A lo largo de estos once años, se ha cuestionado mucho el matrimonio entre ambos y las dudas sobre la continuidad del mismo han sido noticia día sí y día también. En sus últimas declaraciones al respecto, el soberano afirmaba: «Nos duele mucho esos rumores maliciosos. ¡Todo esto ha sido una prueba! Una prueba, sobre todo para mi esposa, y también para nuestros hijos y para mí mismo».

La alegría que ha tenido toda la familia

alberto de monaco, charlene de monaco
Gtres.

La recuperación de Charlène de Mónaco ha supuesto toda una alegría para el resto de la familia Grimaldi. «Está mejor y por fin podemos pasar tiempo juntos. Es un alivio. Tenerla en el Principado es lo más bonito que podría haber sucedido», aseguraba. En los 15 meses que han estado separados, el soberano deja claro que hablaban a diario y estaban unidos a pesar de la estancia. La princesa ha vivido un auténtico calvario a causa de sus problemas de salud, una infección mientras estaba en Sudáfrica que derivó en un «estado de profunda fatiga general», lo que posteriormente la obligó a ingresar en una clínica privada en Suiza, donde permaneció cuatro meses.

Charlène regresó el pasado mes de marzo y desde entonces la princesa ha empezado a retomar poco a poco sus compromisos oficiales. Su aspecto es mucho más saludable, a pesar de que ella misma ha reconocido que sigue siendo frágil. «No quiero ir demasiado rápido. El camino ha sido largo, difícil y doloroso. Alberto ha sido un enorme apoyo. Juntos hemos hablado sobre estos rumores y él ha hecho todo lo posible para protegernos, a nuestros hijos y a mí», expresó en una de sus últimas apariciones públicas.

¿Cuándo se casaron el príncipe Alberto y Charlène de Mónaco?

La boda real entre el príncipe Alberto y Charlène fue el 1 de julio de 2011 en el Palacio Grimaldi de Mónaco.