Los hijos de Alberto y Charlène de Mónaco cumplieron 5 años enviando unas cariñosas palabras a su abuela materna. Su madre, como siempre, hizo de reportera.


Jacques y Gabriella, los hijos de Alberto y Charlène de Mónaco ya tienen 5 años. Los cumplieron el 10 de diciembre y, por supuesto, no les faltaron ni felicitaciones ni su propia celebración. Así nos lo dejó ver su madre a través de las redes sociales, donde subió un vídeo de los mellizos ‘coronados’ por sendos sombreros de cucurucho y con matasuegras, preparados para disfrutar de un día inolvidable.

Los pequeños aparecen frente a la cámara, presumiblemente de la princesa, y a instancias de esta envían unas palabras hacia su abuela materna, Lynette Wittstock: «Feliz Cumpleaños, te echamos de menos, te queremos…», dicen casi al unísono en inglés, la lengua de Charlène. La más entregada es la niña, quien siempre se muestra risueña y espontánea, mientras que su hermano la sigue con una actitud algo más tímida y sin quitarse de la boca el silbato. La ternura del momento es innegable y hace derretirse a Charlène de Mónaco, de quien se escucha sus risas de fondo.

Jacques Honoré Rainier y Gabriella Thérèse Mari llegaron al mundo el 10 de diciembre de 2014 en el hospital Princesa Grace de Mónaco. Fue tras una cesárea programada y con dos minutos de diferencia: primero vino la niña y luego el niño, quien se convertiría en el nuevo heredero del Principado. Su nacimiento fue acogido con gran alegría en cuanto suponía el relevo de la dinastía Grimaldi, habiendo pasado una década desde el ascenso al Trono del príncipe Alberto. El 7 de enero de 2015 los mellizos hicieron su primera aparición en el balcón del Palacio y desde entonces no faltan en las grandes ocasiones del Principado. A medida que crecen van mostrando su personalidad, más extrovertida ella y más tranquilo él. Además de tener a su madre como la mejor ‘reportera’ de su día a día, gracias a las fotos que ilustran su cuenta de Instagram. Ellos son la gran alegría de la a menudo esquiva princesa, quien además, este mismo día, tenía un compromiso oficial.