El martes 27 de septiembre, la Reina Letizia presidía la entrega de Premios Euros de tu nómina del Banco Santander, donde recibía una inesperada petición. Una de las asistentes, espontánea, le pedía un abrazo. Esta mujer, llamada Maruja García, pertenece a la Fundación Grandes Amigos, una entidad que lucha contra la soledad. Tiene 91 años y este miércoles han explicado por qué le pidió a la reina Mis lágrimas van todas a España, para todos los españoles. «Estoy aquí por algo muy importante. Estoy aquí para pedir y para ver las grandes necesidades que tiene cada uno. Y nuestros amigos de la fundación necesitan voluntariado… porque los mayores necesitamos mucho», ha arrancado diciendo en su intervención en ‘Sálvame‘.

Robert Smith
Robert Smith

La anciana no ve mayor importancia a haber pedido un abrazo a la monarca porque es algo de lo más «normal» y «tan natural». Asimismo, ha destacado que confía plenamente en la mujer de don Felipe: «De la Reina no dudo ni esto» por «la imagen buena que tiene ella dentro, de amor, de cariño y de respeto». Incluso ha dicho a qué huele Letizia: «Tiene el olor del amor hacia España».

«Yo no estoy sola porque estoy con mi nieto y con mi nieta y con mi hija», ha aclarado. Maruja ha explicado que los voluntarios de la Fundación Grandes Amigos van a verla de vez en cuando y se han un paseo con ella: «Me invitan a llevarme por ahí y lo paso fenomenal con ellos».

Robert Smith.
Robert Smith.

El abrazo del que tanto se ha hablado en las últimas horas se produjo en uno de los actos recientes que ha presidido la Reina Letizia. La monarca presidía la entrega de premios en el anfiteatro del Círculo de Bellas Artes cuando Maruja, que se encontraba sentada entre el público, aprovechó que el periodista Ángel Expósito se había acercado a ella por ser una de las beneficiarias de los premios de la edición pasada para llamar la atención de la reina.

Entonces Maruja cogió el micrófono y aprovechó la oportunidad que le daba este para pedir a la reina un abrazo, saltándose el protocolo. «¿Me darías un abrazo?», preguntó. Doña Letizia no lo dudó un segundo y se fundió en un abrazo con ella. La reina la estrechó entre sus brazos mientras le pedía que no llorase. «No, no voy a llorar, pero chapó por todo lo que hace y ayuda… No sabéis lo que ayuda», le contestó Maruja. También pidió un aplauso para la monarca y la ovación puso en pie a todo el auditorio.

Uno de los mayores problemas a los que se enfrentan las personas mayores es la soledad. Para ayudarles a sobrellevar el día a día hay asociaciones dedicadas al acompañamiento. Es el caso de Grandes Amigos, que procuran estar pendientes de quienes se encuentran en esta situación. Así, los voluntarios visitan a los abuelos con frecuencia, salen a pasear con ellos y les dan conversación para aliviar su realidad. Esta Fundación recibió este martes un premio en una gala que estuvo presidida por la Reina Letizia y que ha dado lugar a la imagen más comentada de la semana.