Desde que se cortó su melena Tamara Falcó no puede estar más estilosa. Ahora, apuesta por unas naturales ondas waves y mechas más marcadas con las que rejuvenece


En el verano de 2019 Tamara Falcó dijo adiós a la larga melena que había llevado durante toda su vida. Entonces dio el primer paso para apuntarse a una clásica y favorecedora media melena rozando los hombros. A principios de este 2020 volvió a ponerse en manos de su estilista y se decantó por el bob, la melena que triunfa en las últimas temporadas. La hija Isabel Preysler luce desde entonces esa melena tan chic, justo al corte de la cara y con la raya al medio, que la hace todavía más estilosa.

Ahora, la marquesa de Griñón ha hecho una pequeña transformación en su cabello, para darle todavía un aire más fresco y juvenil. Lo pudimos comprobar durante su última aparición en El Hormiguero, el espacio de Pablo Motos en el que colabora en una tertulia junto a Nuria Roca y Juan del Val.
Para empezar, Tamara se ha marcado algo más las mechas. Unos reflejos dorados más marcados en la zona de las puntas, que dan mayor luz y sensación de movimiento. Una buena fórmula para dulcificar las facciones del rostro y rejuvenecer.

El peinado más desenfadado de Tamara Falcó

También en esta ocasión ha innovado con el peinado. Habitualmente luce su corta melena totalmente lisa con raya al medio, un peinado clásico y muy favorecedor. Pero en su última intervención televisiva lució unas ondas naturales, que le dan un aspecto más desenfadado.
Son las llamadas ondas waves, que tienen su origen en el pelo surfero, porque el efecto de la sal del mar y la arena hacen esas ondas tan naturales.

La mejor forma de conseguirlas tú en casa es con una plancha. Debes empezar por separar tu melena en dos grandes secciones: la superior y la inferior. Cuando lo tengas, empieza tomando mechones anchos de la parte inferior y a enrollarlos alrededor de la plancha durante 5 segundos (sin dejarlo muy justo, más bien suelto) y luego suéltalos. Sigue así con los siguientes mechones de la parte inferior y luego empieza con los de la parte superior. Debes enrollar los mechones de la cara hacia afuera. Al terminar con la plancha, abre un poco los mechones con ayuda de tus dedos.

Si quieres conseguir más volumen, pon la cabeza boca abajo y dale más movimiento. Termina con un producto fijador para que tus ondas waves se mantengan intactas por más tiempo.