Cambio de temporada y nuevos perfumes, Te damos a conocer las fragancias que vas a querer llevar este otoño… Clásicos, pero reinventados


Hemos pasado los meses de verano con nuestros perfumes preferidos: frescos, alegres, cítricos, florales… pero con el cambio de estación la paleta olfativa también cambia y  se adapta a la luz y el clima propio del otoño. Los perfumes dicen mucho de nosotras y son un fiel reflejo de nuestra personalidad, por eso a la hora de decantarnos por uno tenemos que ponerle mucho mimo.
Cada temporada surgen fragancias nuevas o se reinventan las clásicas. Por eso hemos querido hacerte una selección de esos nuevos perfumes que te van a seducir en esta época, porque lo mejor de una fragancia es que puedes (incluso debes) ser absolutamente infiel.

Pero antes de elegir ese perfume que te va a acompañar y delatar a cada paso, hay algo muy importante que debes tener en cuenta. ¿Dónde debo poner las gotitas de perfume para que nos dure más tiempo? Eso es esencial y aquí te lo contamos.

Así se ponen los perfumes

Las mejores zonas para aplicarlo son aquellas en las que el pulso late con mayor intensidad, es decir, aquellos sitios donde se sienten las pulsaciones. Esto es se debe a que en estas zonas la temperatura corporal es mucho mayor, por lo que la presión sanguínea libera en nuestra piel el aroma y el efecto oloroso es mayor. Es preferible aplicarse la fragancia en pequeñas cantidades y en aquellas zonas estratégicas.

Las muñecas. Uno de los puntos más conocidos y más fáciles para que el olor se difumine, ya que solo hace falta mover las manos.

El cuellola parte trasera de las orejas y la cara interna de las rodillas. Son otros lugares ideales para aplicarlo, ya que en estos sitios el pulso es bastante pronunciado.

Las clavículas. Un sitio muy seductor para aplicarlo, ya que el olor se difunde de forma directa hacia la nariz.