«Querían formar una familia y lo fueron hasta que empezaron a ir mal las cosas entre ellos», ha afirmado la madre de Nacho Palau, expareja de Miguel Bosé.


«La relación acabó muy mal», ha recordado Lola Medina sobre las dos décadas que vivió su hijo, Nacho Palau, con Miguel Bosé. «Pienso que ha hecho mal las cosas. No quiero hablar mal de él. Él sabrá por qué lo ha hecho, pero lo ha hecho mal», ha afirmado de forma tajante durante su primera y reveladora entrevista en ‘Sábado Deluxe’.

Telecinco

Ha recordado cómo comenzó el noviazgo, su hijo tenía tan solo 19 años y ambos se conocieron en una discoteca de Valencia. Se enteró de aquello por una foto que encontró en casa. «No sabía que era gay». Pronto congenió a la perfección con el artista con quien siempre tuvo buena relación: «Yo le quería. Al principio todo era maravilloso». 

Las cosas se torcieron cuando ambos residían en Panamá. Tiempo más tarde, hubo un punto de inflexión en el momento en el que el cantante dijo que se marchaba a México. Allí fue cuando, según las palabras de Lola, su hijo se negó y se separaron. Tiempo antes habían iniciado «un proyecto en común. Querían formar una familia y lo fueron hasta que empezaron a ir mal las cosas entre ellos. Nacho considera hijos a los cuatro niños. Él ha dicho que a Ivo y a Telmo no los considera».

Telecinco

«Jamás me hubiera esperado que esto ocurriese, de verdad. Te lo digo sinceramente», ha señalado visiblemente afectada. Asimismo, ha querido explicar cómo está viviendo todo este episodio su hijo: «Nacho lo ha pasado muy mal. Cada vez que hablaba con los niños luego se ponía a llorar. Quiere a los cuatros niños como hijos». 

«No nos ha ayudado en nada»

Lola ha reconocido que le está afectando psicológicamente todo este asunto. «Estoy preocupada por el futuro de él y de los niños». Ha contado que desde la separación no han recibido ningún tipo de ayuda por parte del artista: «No nos ha ayudado en nada. La casa en la que vivimos la estamos pagando nosotros. Me sabe muy mal que Miguel no se haya preocupado si a esos niños les faltaba algo». 

GTRES

«Todo esto se podría haber evitado si él hubiera llegado a un acuerdo». Ha desvelado que el cantante dijo en el juzgado que no quería a los dos hijos de Nacho. Algo que nunca creyó que pasara, tampoco que dejara «desprotegida» a su expareja: «Me duele que reniegue de dos de sus hijos. Los cuatro niños son hermanos». 

«Yo creo que con Miguel no se puede hablar. Si se hubiese podido, habrían llegado a un acuerdo. No habrían llegado a esto. Si no das opción a que eso ocurra pasa lo que ha pasado. Posiblemente Nacho viviera sometido. No es una persona conflictiva. Todo lo contrario. Quizás estuviera un poco anulado. Yo viviendo con una persona así también lo estaría. Son personas con mucho carácter que imponen su criterio», añadía.