Jessica Bueno ha tenido que volar a la capital madrileña para realizar un examen del grado de Protocolo y Organización de Eventos que está realizando


Hace tan solo unas semanas que Jessica Bueno anunció la feliz noticia de que estaba embarazada de su tercer hijo, el segundo con el futbolista Jota Peleitero, que también tienen un niño al que llamaron Jota. Un dulce momento que quiso compartir con todos sus seguidores. A pesar de esto, la modelo sigue imparable con su vida de universitaria. Actualmente estaría cursando el tercer curso de un grado de Protocolo y Organización de Eventos en la Universidad Camilo José Cela (Madrid) por el que ocupa mucho tiempo estudiando, además del cuidado de sus hijos. Además, ahora se ha visto en la obligación  de viajar hasta Madrid para enfrentarse a los exámenes cuatrimestrales.

Desde que Jessica comenzara su etapa universitaria, ha estado muy centrada en sus estudios, que está deseando de terminar para abrirse camino en un nuevo ámbito profesional. Por este motivo, y tras estudiar largo y tendido durante las últimas semanas, que han estado cargadas de emociones por la Navidad y tras dar a conocer su embarazo, a Jessica le toca enfrentarse a los exámenes. Es el momento de demostrar todo lo que ha estudiado y de pasar estas pruebas para seguir avanzando en los estudios.

Jessica Bueno se ha tenido que enfrentar a los exámenes universitarios

Hace unos tres meses que la modelo y su pareja, Jota Peleitero, abandonaron Inglaterra para mudarse a Vitoria, donde el futbolista ahora mismo milita en el Deportivo Alavés. Jessica Bueno estuvo estudiando tanto durante su etapa en Inglaterra como ahora en Vitoria este grado en la modalidad online, ya que le permitía estar acompañando a su pareja en cualquier parte del mundo, sin necesidad de rechazar sus estudios.

Gtres

Nos hemos encontrado a la joven por las calles de la capital, con el semblante serio y preocupado debido a que tenía que enfrentarse a los exámenes. Tras una larga jornada de estudio, Jessica Bueno tuvo que demostrar que se había aprendido todos los contenidos. Siguiendo las normas que marca el Gobierno para evitar la propagación de la pandemia provocada por el coronavirus, Jessica lucía una mascarilla de fondo blanco y flores negras.

La sevillana, que ya está acostumbrada al frío (primero por su estancia en Inglaterra como actualmente en Vitoria), llegó muy abrigada a la capital luciendo un abrigo de paño en negro extralarge y abrigándose con una bufanda multicolor. Cargada con un bolso, una carpeta donde podrían ir sus apuntes, se dispuso camino a la facultad para someterse a los exámenes. Ha sido un viaje relámpago a la capital madrileña, ya que tan solo viajó para someterse a estas pruebas antes de volver a Vitoria junto a su pareja y sus dos hijos, Francisco, de su anterior relación con Kiko Rivera; y Jota Jr, de su actual pareja. Mientras tanto espera los resultados de sus exámenes y vive el dulce momento de estar embarazada de su tercer hijo.