Marisa Jara, que triunfa ahora como modelo ‘curvy’, acaba de romper con su última pareja: “Tengo las puertas abiertas al amor y lo mejor está por llegar”


No siempre ha sido así, pero ahora Marisa Jara dice ser una mujer feliz. La modelo acaba de cumplir 40 años y lanza una colección de complementos de su firma, Jade Jara, llamada Diosas e inspirada en la mujer y las deidades griegas. Además, ha fichado por una agencia que la está moviendo a nivel internacional como modelo curvy, (que suelen utilizar de la talla 44-46 en adelante) después de triunfar como modelo convencional.

Eso, en el plano profesional mientras que, a nivel personal, nos confiesa que ha roto la relación con su última pareja pero que sueña con volver a enamorarse. Además, ahora y después de toda la pesadilla que ha vivido a consecuencia de su endometriosis y su cáncer de estómago, tiene el alta médica y quiere, por fin, ser madre.