La presentadora de ‘Socialité’ lleva días dando explicaciones por el vídeo protagonizado por Kiko Rivera hace unos años, pero ahora ha aceptado las disculpas del dj.


Kiko Rivera y María Patiño han sido dos de los protagonistas más polémicos de la semana. A un lado se queda la guerra mediática que el dj abrió hace unos meses contra su madre, Isabel Pantoja, pero solo por el momento. Y es que los insultos que Kiko hizo a la presentadora de ‘Socialité’ llevaron a esta a dar la oportunidad al hijo de la cantante a rectificar. Y así ha sido.

El hijo de Isabel Pantoja no quiso intervenir en directo en el programa pero le ha escrito a la presentadora. En su mensaje, Kiko le pide perdón a María con las siguientes palabras: «Querida María. Ese vídeo es de hace más de 15 años. Evidentemente, hoy en día, no pienso así. Puedo entender tu enfado, pero no me lo tengas en cuenta, ya que es de hace bastante tiempo, en una situación complicada para mí. Te pido disculpas por las palabras utilizadas en aquel momento. Un saludo y lo siento», desvela Kiko Rivera enterrando el hacha de guerra.

María Patiño ha querido aclarar el detalle de Kiko Rivera: «Tengo que decir que este mensaje me lo mandó Kiko a última hora de la tarde. Las disculpas están más que aceptadas. Además, me alegra, pero fundamentalmente no por mí. Cuando uno toma consciencia de los errores que comete, eso te ayuda a mejorar y a avanzar. Así que Kiko, no te preocupes, está borrado y absolutamente olvidado». 

María Patiño ha decidido aceptar las disculpas de Kiko Rivera

© Redes sociales.

Unas palabras que hicieron estallar a María Patiño

El vídeo en el que Kiko Rivera llamaba a María Patiño «fea» y «estúpida», entre otras cosas, se ha convertido en viral. Además, la cuestionaba como periodista y la insultaba llamándola «hija de…». Unos comentarios a los que la gallega respondía con dureza hace unos días, antes de recibir las disculpas del dj: «No sabía con quién se acostaba su madre y sí con quién me acuesto yo», se quejaba.

A María no le sentó nada bien y no dudó en contestarle con dureza. Esta, al escuchar los comentarios, se ha lamentado de la actitud del sevillano y la de su colega. “No miento ni engaño, lo que me da pena es que compañeros a los que le tengo muchísimo cariño hayan caído en este tipo de comentarios que tienen que ver con su educación y su saber estar… No tengo nada que esconder ni nada que ocultar. Es a ellos a los que les tiene que dar vergüenza torera”.

Patiño consideraba lamentable que hayan tenido que buscar en su “camión de la basura” para indagar en los aspectos de su intimidad. Se ha jactado de haber hecho en su vida «lo que me ha dado la gana, como me ha dado la gana, donde me ha dado la gana y con quien me ha dado la gana. Eso a mí no me lo han permitido y lo han reconvertido en algo negativo».

Patiño hablaba de las «lágrimas», la «vergüenza» y la «humillación» que ha vivido

© Telecinco.

La periodista reconocía que en el pasado ha sufrido mucho: «Me ha costado muchas lágrimas, mucha vergüenza y mucha humillación». Pero ya lo que digan de ella no le afecta: «Es muy duro que te desprecien y te humillen por haber hecho lo que has querido de una manera lícita. Yo no caigo en ese tipo de comentarios, ni de humillaciones ni de vejaciones. No salgo mal parada en absoluto», añadía. “He hecho lo que he querido y como he querido, me siento más fuerte que nunca».

Tajante, María Patiño se dirigía a su compañero para darle un consejo: «Te puedo parecer fea, pero te recomiendo que aprendas a tratar bien a las mujeres». Porque ve innecesario «mofarse y reírse de algo que, gracias a Dios, he vivido como he querido. Que por cierto es algo que él ha hecho».