Junto a ellos estaban sus respectivas mujeres, Irene Rosales, Lourdes Montes y Eva González.


Ha sido un año especialmente duro para Kiko Rivera quien en los últimos meses ha protagonizado un mediático enfrentamiento con su madre, Isabel Pantoja. En la recta final de este atípico 2020, el DJ ha vivido el día de Navidad junto a dos de sus principales apoyos, sus hermanos Francisco y Cayetano Rivera.

Instagram

Los hermanos Rivera disfrutaban de este encuentro del que han hecho partícipes a sus seguidores en redes. Junto a ellos estaban sus respectivas mujeres, Irene Rosales, Lourdes Montes y Eva González, también sus hijos. Tanto Kiko como Francisco han compartido algunas imágenes y vídeos en sus perfiles de Instagram. En uno de ellos se ve cómo sus esposas se encuentran sentadas en una gran mesa mientras los hermanos no paran de hacer bromas.

Vídeo: Europa Press

Kiko aprovechaba para promocionar su último tema, ‘Cicatriz’, y se apropiaba del logo del reality americano ‘The Riveras’ -un programa en el que se detalla la vida de una conocida familia hispana residente en Estados Unidos-. Los otros Rivera, la versión española, continúan dando mucho que hablar en nuestro país y en esta última ocasión han mandado los tres juntos sus mejores deseos a sus fans.

© Instagram.

Sonrisas, un ambiente relajado… y humor, mucho humor. Tal y como han compartido en el encuentro ha imperado un tono desenfadado con el único fin de disfrutar del momento. «Importante estar con la familia», señalaba Francisco, el mayor de los hermanos. Sin duda, una reunión que habrá supuesto un soplo de aire fresco para Kiko quien este 2020 no solo se ha enemistado con su madre, también ha acusado la pérdida de sus suegros. La madre de Irene Rosales, Mayte Vázquez, falleció el pasado febrero mientras que su progenitor, Manuel Rosales, moría hace tan solo un mes. Un auténtico mazazo para la colaboradora que ha dicho adiós a dos de los pilares de su vida.

Las atípicas Navidades de Isabel Pantoja 

Cuando Kiko parece estar más unido que nunca a sus hermanos mayores, Isabel Pantoja está viviendo unas fiestas totalmente atípicas. Lo ha hecho en el que se ha convertido en su mejor refugio, Cantora, cuidando a su madre, doña Ana, que está delicada de salud. Hace tan solo unos días la artista rompía su silencio a través de unas declaraciones que recoge el último número de la revista SEMANA: «Tengo la conciencia muy tranquila». 

© Gtres.

La cantante está dolida con todo lo que ha acontecido en las últimas semanas. Su hijo fue totalmente demoledor en la primera entrega del programa ‘Cantora, la herencia envenenada’ donde dijo que deseaba que se respetase la voluntad de su difunto padre, Francisco Rivera ‘Paquirri’. Este 25 de diciembre también se ha acordado de él dedicándole el siguiente mensaje: «Feliz Navidad, Papá! Donde quiera que estés. Te extraño mucho!! El tiempo pone todo en su sitio y en ello estoy. Que tengáis un bonito día de Navidad familia. Os quiero!».