Omar Sánchez ha tirado de la manta en ‘Supervivientes’. Ha desvelado que se han hecho trampas en el último juego. La organización ha tomado cartas en el asunto, castigando al resto de sus compañeros. Ahora se ha quedado sin amigos bajo acusaciones de «traidor», «rastrero» y «mentiroso»


Supervivientes’ es uno de los realities más extremos de la televisión y para que los concursantes no den por sentado nada, la organización siempre les tiene preparados giros de tuerca sorprendentes y pruebas y retos que ponen sus capacidades físicas y mentales al límite. Esto los llevó a cambiar sin previo aviso de emplazamiento, teniendo tan solo dos minutos para recoger todos sus bártulos para instalarse en una nueva playa. Esto conllevaba además una prueba y es que el programa había escondido en diversos lugares recónditos amuletos que después se canjeaban por pergaminos que les otorgaba un poder extra en el concurso. Un poder secreto, que ningún otro rival podía conocer, bajo pena de sufrir una multa por parte de la organización. Todo parecía haberse seguido a rajatabla, hasta que Omar Sánchez, el novio de Anabel Pantoja, tiró de la manta cabreado y dejó al descubierto que las cosas no se habían hecho bien. Una revelación que se ha tomado como toda una traición que dejó al resto de concursantes con el culo al aire y jurando venganza contra él por su inexplicable arrebato.

La oportunidad de tener un poder extra en el concurso fue entendida por todos como un premio. Eso sí, conllevaba también unas normas que, al parecer, no han cumplido. Algo que se ha conocido por culpa de Omar Sánchez, que se cabreó al ver cómo Melyssa Pinto hacía uso de su poder, tras haber encontrado un amuleto, que consistía en robarle una recompensa a un compañero. No le gustó ver cómo se quedaba sin merienda y no dudó en quejarse, aunque las normas son las normas, por lo que en su enfado optó por dejar a sus amigos en bragas, desvelando que él conocía no solo quién había encontrado un amuleto escondido por la isla, sino también el contenido del pergamino correspondiente. Esto ha provocado un gran revuelo que ha dejado al canario sin apoyos en ‘Supervivientes’ ante acusaciones de “rastrero”, “mentiroso” y, sobre todo, “traidor”.

Foto: Supervivientes

Melyssa Pinto, Olga Moreno y Lara Sajén han sido las que, hasta ahora, han encontrado amuletos escondidos por la playa y, por tanto, poseedoras de un pergamino que les otorga un importante poder. El privilegio de la exconcursante de ‘La isla de las tentaciones’ era robarle la recompensa a un compañero. No lo dudó y le quitó a Omar Sánchez su merienda. Fue entonces cuando el novio de Anabel Pantoja se ha cabreado y le ha confesado a Lara Álvarez que él ya sabía que Melyssa tenía este poder, al igual que sabía el contenido del resto de pergaminos y su dueño: “Todos estos amuletos, todos sabíamos todo de todos, yo sabía lo que tenía ella y lo que tenía otra gente. Todo se sabía. Yo sabía que se habían cogido seis”. Esto echa por tierra el objetivo del juego, que radica en el secreto, lo que obliga a la organización a tomar medidas ante la infracción de todos.