Adara no es la única ganadora de 'GH VIP 7'. Aunque ha perdido el amor de la joven, Hugo también ha salido ganando. Al menos en el terreno profesional y económico, ya que ha aumentado sus ingresos y le llueven las ofertas.


‘GH VIP 7’ ha llegado a su fin con Adara Molinero como ganadora. Después de más de tres meses de encierro en Guadalix, la exazafata se hizo con el ansiado maletín de 100.000 euros de la casa. Un triunfo que la ha alzado como estrella de la temporada televisiva, mientras que a su ex, Hugo Sierra, lo ha situado en la posición de perdedor. Pero solo en el terreno sentimental, ya que a nivel económico, este duro revés personal le ha resultado muy rentable a nivel económico.

El periplo de Hugo de plató en plató

Muchas cosas han sucedido en la vida de Hugo Sierra desde que la madre de su hijo Martín entrara en la casa de Guadalix. Adara Molinero destapaba en la casa su visión de su vida en común con el uruguayo. Y desvelaba aspectos tan personales de su relación de pareja como que éste no quería trabajar o que apenas mantenían relaciones íntimas. «No quería acostarse conmigo», explicaba la madrileña.

Mientras Adara destapaba la cara B de su unión con Hugo, se fue enamorando poco a poco de Gianmarco Onestini, otro de los 16 concursantes del ‘reality’. Tan fuerte era lo que sentía por el italiano que acabo confesando sus sentimientos ante millones de espectadores. «Lo miro y me pierdo en su mirada», decía hace apenas unas horas. «Sé que es amor porque se me agarra algo aquí en el pecho».