Una mujer con las ideas muy claras, así es María Patiño. A sus 50 años, la presentadora se ha forjado una dilatada trayectoria profesional en la pequeña pantalla donde es uno de los rostros indispensables de Mediaset. Periodista incombustible donde las haya, no deja a nadie indiferente. Su vehemencia a la hora de defender sus posturas es sobradamente conocida, al igual que su personal y juvenil estilo. Estampados potentes, minivestidos… ¡La gallega se atreve con todo! Atenta porque repasamos su armario y nos paramos en los aciertos y errores de su personal estilo.  

Para salir delante de los focos, María Patiño adora los vestidos en todas sus versiones. Desde largos hasta corte midi y, por supuesto, cortos. Si ante la vida ha demostrado tener una actitud imparable, a la hora de vestir imprime ese mismo carácter. No hay un estampado que se resista a su armario –flores, print animal, cuadros- tampoco una tendencia. Apuesta absolutamente por todas.  

María Patiño y su inconfundible estilo

Los conjuntos con un punto juvenil son sus preferidos, también en los que añade un toque roquero (uno de sus principales aliados en cuestión de moda). La presentadora mezcla demasiadas tendencias y le encanta que sus estilismos tengan un halo sugerente. La mayoría de sus inconfundibles looks son muy ajustados en los que potencia el escote, muestra sus piernas tonificadas y sus brazos definidos. Algo que le resta sencillez y elegancia. Si le preguntásemos a ella, seguro que diría que busca, sobre todo, ser un referente en cuestión de información no de estilo. Su punto fuerte es que su figura le permite ponérselo todo. Gracias a una exigente rutina deportiva y a una alimentación saludable, luce un físico muy tonificado. El débil, que incurre en una de las máximas de la moda: menos es más. 

Tiene un estilo ‘teen’ que no quiere dejar pasar a pesar de los años. También es verdad que su figura le permite seguir vistiendo como una auténtica chica de veinte años. Los conjuntos dos piezas son otros de sus principales aliados en televisión. Minifaldas de cuero, lentejuelas, encajes que combina con tops en una gran variedad de formatos: asimétricos, con mangas abullonadas, drapeados… Nuevamente sale la presentadora en su versión más camaleónica que se apunta a un bombardeo.  

Su street style 

Si para la televisión la vemos con un punto sexy, en su día a día, apuesta por un estilo desenfadado y muy cómodo. Vaqueros pitillo, camisetas roqueras, zapatillas.. Son su must en su armario para las jornadas fuera de los platós. Nuevamente, adora los looks que rejuvenecen con los que potencia al máximo su físico. Sobra decir que se aparta por completo de las tendencias más clásicas y aburridas. Esas no van nada con ella.