El mensaje oculto detrás de los números: 9 y 999

numero-9

El número 9: Tiene una energía enormemente especial, ya que al ser el último contiene al resto de números; y eso significa que tiene que ver con la suma de los niveles de conciencia y cualidades de cada uno de ellos.

En este último capítulo dedicado al significado de los números enteros naturales, a la energía que representan y al mensaje de sus secuencias o números Maestros, nos centraremos en el número 9 y su repetición en la secuencia 999.

Principalmente, el número 9 representa un ciclo completo. Aquí, el ciclo y la etapa ya se han terminado y anuncia el inminente comienzo de otra etapa nueva, comenzando otra vez con el número 1. Es un número relacionado con la intuición, la sabiduría, la claridad mental y la capacidad analítica.

Y también con cualidades humanas como la bondad, la compasión, la integridad moral y el liderazgo, referido a la conciencia de grupo. La integración de este número en una persona, indica que tiene la fuerza para la consecución de sus proyectos y el éxito de cualquier idea o empresa que quiera acometer; no solamente a nivel laboral, sino en todos los aspectos de la vida. También le indica que tiene desarrollado el altruismo y la capacidad de sacrificio por causas nobles y por el bienestar del grupo.

Como todo número, tiene su lado negativo, y es el desequilibrio de todas las cualidades que acabamos de ver. Y estos aspectos negativos tienen que ver con la humillación, referido al exceso de altruismo y al olvido de sí mismo. También al desequlibrio opuesto, al egoísmo o al altruismo interesado; el que busca siempre algo a cambio. Relacionado con el fracaso personal o al supuesto éxito que se ha logrado mediante métodos poco éticos y por ambición desmedida.

Al igual que el resto de números que hemos visto, en artículos posteriores veremos las aplicaciones prácticas y la manera de saber cuales se encuentran más en nosotros y en qué puntos nos influyen.

Significado y mensaje de la secuencia 999

Ahora veremos qué mensajes nos quiere decir esta secuencia numérica cuando nos la encontramos en algún momento o con cierta frecuencia en nuestro día a día. Sabemos que el 9 nos indica que ha terminado un ciclo y que está empezando otro. Nos indica esto refiriéndose a una relación sentimental, una etapa laboral, un lugar en el que estamos viviendo, etc. Esto trae la inevitable aceptación del cambio.

Al encontrarse con esta secuencia numérica, el significado no puede ser otro que el indicarnos que se ha terminado una importante fase de nuestra vida. Puede indicar perfectamente un salto de evolución de conciencia personal, un salto en nuestro nivel de comprensión de la vida y de nosotros mismos. Puede que un afloramiento de dones nuevos que antes estaban ocultos, estén apareciendo sin que nos hayamos dado cuenta.

Es una invitación a mirar al futuro con ilusión y confianza, porque tenemos todos las capacidades y dones para ello; a ser uno mismo, sin máscaras y poniendo lo mejor de nosotros mismos al servicio de un propósito de vida y un bien común. Todo esto significa el dejar atrás el pasado, sanar o acabar de sanar viejas heridas y obstáculos que nos impiden avanzar, sabiendo que el cambio nos dará la sabiduría que necesitamos.

Así que es bueno en este momento hacer un balance de lo vivido hasta ahora y de la etapa que acabamos de terminar. Analizar lo que hemos hecho bien y en qué nos hemos equivocado, etc.

El 999 es una invitación a confiar en uno mismo y en los guías, esos que nunca nos abandonan, aunque pensemos a veces que se han separado de nosotros. Ellos nos apoyan y nunca nos dejan solos; así que confiemos en ello y en nosotros mismos, en las capacidades ocultas que ya están aflorando. Tenemos la seguridad que tendremos éxito en este nuevo camino que está empezando. No tengamos miedo a una nueva y apasionante etapa que nos espera.

Al ser un mensaje que mira al futuro y a cerrar ya un ciclo, nos pide cerrar esas heridas, y un paso imprescindible para ello es el perdón; el perdón hacia nosotros mismos por no haber podido hacer mejor las cosas antes. Porque siempre hacemos las cosas como mejor sabemos; si no, simplemente las haríamos de otra manera. Y también el perdón a aquellos que nos han dañado. El perdón es lo más liberador que existe, así que esforcémonos por perdonar. Es lo mejor que podemos hacer para quitarnos de encima las ataduras que nos impiden ser felices y culminar nuestro proceso de evolución.

También, al ser un número relacionado con la intuición, nos invita a confiar en ella, a poner atención a nuestro corazón, y no solamente a la mente y a la razón. Nos invita a poner atención a nuestros sueños y anhelos más profundos.

Por último, saber que el 999 es la triple trinidad. Es decir, tres veces 333, con lo que nos lleva a pensar que tres fases de la manifestación de una obra significa la culminación de esa obra, por eso es el final de un proceso y el comienzo de otro. Las tres fases de la trinidad es la culminación.

Pablo Ruiz Bellveser. Terapeuta Emocional y Transpersonal. Maestro de Cábala. Consultor del Árbol de la Vida Personal. Sanador Espiritual por Arquetipos. Más info. Terapeuta Transpersonal (clic aquí)

Info: dufresne12 @hotmail.com