Verdeliss publica el vídeo del parto de su séptima hija seguido de polémica

Quien siga a Verdeliss en las redes sociales sabe que no oculta nada de su vida privada. Sin embargo, su último vídeo sobrepasa todo lo anterior, dado que muestra con pelos y señales el nacimiento de su séptima hija en un vídeo que está cosechando una gran polémica

Antes de entrar en ‘GH VIP’, Verdeliss ya era conocida por su canal de YouTube, en el que durante años ha ido compartiendo el día a día de su numerosa familia. Si bien tras su paso por el reality de Telecinco la de Pamplona y su marido se pusieron en el punto de mira de muchas personas que opinaban que sobreexponían y se aprovechaban de sus vástagos para crear un negocio, esto no ha hecho que hayan cerrado sus cuentas en las redes sociales.

Así anunciaba Verdeliss el nacimiento de su séptima hija

Es más, el último vídeo que han compartido es, sin duda, el más polémico y explícito de todos. En él se puede ver cómo fue, casi al minuto, el nacimiento de su séptima hija, Miren, una niña que vino al mundo de manera prematura dos meses antes de lo previsto. Como es tan explícito el vídeo, SEMANA ha decidido no reproducirlo, pero puedes acceder a él en su perfil de Youtube en el siguiente enlace.

Si deseas ver el vídeo íntegro pincha AQUÍ

El vídeo comienza dos días antes del momento del parto y tras doce de ingreso, cuando la navarra explica a sus seguidores lo que va a desayunar ese día en el hospital: café con leche, barrita con tomate y aceite y fruta cortada, mientras que su marido, Aritz, descansa en una cama supletoria tras varios días sin poder dormir en posición horizontal.

Tras mostrar todas las pruebas rutinarias que le van haciendo y que en ese momento no presagian el nacimiento prematuro del bebé, llega el momento que la ex gran hermana llevaba mucho tiempo temiendo, las contracciones que anunciaban lo que iba a pasar poco después. “¡Ay!, esta contracción me tira de los riñones”, se la escucha decir mientras se pasea por la habitación buscando la postura más cómoda.

Al final, llega el momento del parto, y Verdeliss rompe a llorar: “No quiero que llegue ese momento, noto que me presiona hacia abajo”, le dice a su marido. Tras comprobar que el útero se le había acortado a la mitad, la avisan de que la van a bajar a dilataciones para ir preparando la llegada de la pequeña Miren. “Nos van a bajar, estoy asustada”, comenta sin poder contener las lágrimas mientras que Aritz intenta tranquilizarla: “va a ir todo bien, hazlo por nuestro bebito”.

Ya en la sala de dilataciones, la cosa coge tal ritmo que ni siquiera les da tiempo de ir al quirófano. “No te preocupes que yo estoy aquí y si ella sale yo la recojo”, le dice una de las médicas, que poco después la avisa de que “ya está viviendo”. A pesar del emocionante momento, el padre de la criatura no suelta ni un solo segundo la cámara, lo que ha hecho que millones de sus seguidores hayan podido ver el nacimiento real de la niña, que sale de entre las piernas de su madre tras unos pocos empujones.

Si bien en la mayoría de los comentarios que muchas personan confiesan que han llorado al ver el momento, otros tantos se preguntan dónde está el límite y si es necesaria tanta sobreexposición. Verdeliss no convence a todos, pero nadie se resiste a ver el momento.