La 'influencer' ha compartido una imagen de cómo está viviendo el aislamiento de Ezequiel Garay justo después de anunciar que tiene coronavirus.


Tamara Gorro está viviendo muy de cerca la crisis del coronavirus. Y es que su marido, el futbolista Ezequiel Garay, ha dado positivo en el virus, lo que ha preocupado (y mucho) a la ‘influencer’. Como es habitual en Tamara, no ha dudado en compartir esta triste noticia con su familia virtual, como ella llama a su séquito de seguidores en las redes sociales.

Esto ha obligado al futbolista a mantenerse en aislamiento en su propia casa, para así evitar que pase el virus a Tamara y a sus hijos. La ‘influencer’, que siempre informa a sus seguidores de todo lo que ocurre en su vida, ha compartido una foto de cómo están viviendo este delicado momento. 

«❤️JUNTOS EN LA DISTANCIA❤️ (Eze lleva mascarilla por recomendación médica)
#mamamolona #quedateencasa #otroreto #?«, ha escrito con una foto en la que Ezequiel aparece en una habitación cerrada y con mascarilla, algo que se ha puesto por recomendación médica. Tamara, desde fuera, le da la mano a través del cristal y le manda un beso.

Los que tampoco pueden estar en contacto con Ezequiel son sus hijos. Aunque se ha comentado que los niños pequeños son asintomáticos, es mejor que permanezcan lejos de las personas infectadas. Tamara se encarga de esta forma de cuidarlos y de animar a su marido, aunque sea desde la distancia.

«Está claro que el 2020 lo empecé con mala pata. He dado positivo al coronavirus, me encuentro muy bien y ahora solo queda hacer caso a las autoridades sanitarias, de momento estar aislado», explicaba con tristeza el futbolista del Valencia. Poco después, Tamara Gorro se pronunciaba y quería mandar un mensaje. Ha señalado que está bien, pero que posiblemente desarrolle el virus.

«Yo supongo, imagino y por lógica que también esté infectada porque estoy en contacto directo con él», ha afirmado en un vídeo dirigido a su familia virtual. Ha querido explicar que por el momento se encuentra bien y no ha desarrollado los síntomas, además quiere hacer caso a las autoridades sanitarias y no se dirigirá a un centro médico con el fin de «no colapsar».

Tamara Gorro es uno de los rostros conocidos que ha querido destacar la labor de los sanitarios -algo que ya hacemos todos desde nuestras casa, como la campaña viral de salir todos los días a los balcones de casa para aplaudir su labor entre todos-, lo que le ha llevado a tomar una decisión dura, ya que no se someterá a las pruebas para saber si tiene o no coronavirus. «Estamos bien y vamos a por el coronavirus porque juntos podemos», apuntaba. Ha subrayado que no va a solicitar la prueba porque es necesario que el personal sanitario la realice a aquellas personas que verdaderamente la necesitan.

No tenemos ninguna duda de que Tamara Gorro irá contando a través de sus redes sociales cómo evoluciona su marido (algo que hace siempre) y si ella empieza a encontrarse mal o en cambio, no nota los síntomas que le lleven a pensar que podría estar infectada por este virus, que hay que recordar que ya se ha convertido en pandemia.

No es la única famosa que pasa por este delicado momento. Y es que Anita Matamoros acaba de anunciar que presenta los síntomas del coronavirus: «Buenas tardes, hoy he estado muy desconectada, no os he dicho nada. Me he despertado bastante malita, con mucho dolor muscular, sobre todo en el lumbar, y me he tomado un relajante muscular, que me ha hecho estar dormida prácticamente todo el día», comenzaba explicando.

«Luego me he tomado un paracetamol porque me ha subido un poco la fiebre y he vuelto a quedarme dormida bastante más tiempo. No soy médico ni me he hecho ningún test ni nada, pero yo creo que tengo el virus. Dentro de lo que cabe me encuentro bien, seguimos recluidos, nos quedan muchos días aquí, como a todos», comenta preocupada, aunque tranquila, ya que está tomando mas medidas para evitar encontrarse peor.