En el número de SEMANA encontraréis las imágenes en exclusiva de Enrique Ponce y Ana Soria disfrutando de un día en alta mar junto a la familia de ella


Enrique Ponce y Ana Soria se han convertido en la pareja del verano. Desde que SEMANA anunciara la ruptura del torero con Paloma Cuevas, la mujer con la que ha compartido más de veinte años de matrimonio, el ojo estaba puesto en el diestro. Días después de la exclusiva de esta revista, saltó la noticia de que Enrique Ponce había encontrado el amor al lado de otra mujer: Ana Soria, una joven almeriense de 22 años. Ahora, esta revista ofrece en exclusiva un amplío reportaje fotográfico donde la pareja disfruta de una agradable jornada en alta mar acompañados por la familia de ella.

Enrique Ponce y Ana Soria desatan su pasión en alta mar

En el interior de tu revista favorita, que ya puede encontrar de forma física en los quioscos, o descargando la versión online AQUÍ, encontraréis todas las imágenes que demuestran lo enamorados que están Enrique Ponce y Ana Soria, además de lo integrado que está el torero con la familia de ella. Por si fuera poco, son las imágenes más explosivas hasta el momento de la pareja, donde se deshacen durante toda la jornada en alta mar en mimos, cariños, besos y abrazos. Un sinfín de muestras de cariño delante de los padres de la joven almeriense que demuestran que la relación entre ellos está más que consolidada.

Tras varias semanas en el ojo del huracán, la pareja ha decidido dar el paso de ya no esconderse más y vivir su amor de puertas para dentro. Ahora, Enrique y Ana ha decidido vivir su historia de amor sin ningún obstáculo. Prueba de ello son las fotos que encontrarás en el nuevo número de SEMANA, que ya está a la venta en tus kioscos, en el que la pareja disfruta de su amor con absoluta naturalidad y libertad gritando a los cuatros vientos su amor con sus gestos y palabras. Además, incluso lo hicieron delante de los padres de la joven estudiante almeriense, con quienes disfrutaron de una agradable jornada a bordo de una embarcación.

A pesar de que estuvieran presentes los padres de la joven, eso no incomodó en ningún momento al diestro. Él y Ana se dejaron llevar y demostraron su amor con muchos gestos de cariño y besos apasionados. La presencia de los padres de Ana no restó espontaneidad al torero de Chiva, que en todo momento se mostró muy integrado en la familia Soria. Abrazos entregados, dulces carantoñas y besos apasionados a los que Ana respondía
de la misma manera y que puedes ver en el interior de la revista favorita. Parece que la familia de la joven ha acogido con los brazos abiertos a Enrique Ponce y él se siente muy cómodo con ellos.