Según se ha publicado, Rocío Carrasco cobraría un altísimo caché por cada día que acude a hacer su sección de ‘Hable con ellas’ en ‘Sálvame’, lo que ha creado cierto recelo en alguno de sus compañeros.


La sección de Rocío Carrasco ‘Hable con ella’ no ha terminado de arrancar como le gustaría a la cadena. En Telecinco hay cierta preocupación porque no está consiguiendo la audiencia que esperaban, de hecho, los días que ella acude al plató la audiencia es ligeramente inferior que el resto de días. Según ha podido saber SEMANA, la cadena tenía otras expectativas y se han llevado cierta sorpresa al ver las audiencias. Ahora se suma otro inconveniente por la incorporación de la hija de Rocío Jurado a la plantilla de ‘Sálvame’. Según ha publicado ‘La Razón’, Carrasco cobraría entre 2.500 y 3.000 euros por cada tarde como colaboradora, números que no han sentado muy bien a algunos de sus compañeros. Tal y como ha podido saber SEMANA, estas cifras han generado un recelo en varios de los colaboradores del programa.

Rocío Carrasco
Telecinco

Según lo publicado, Rocío Carrasco se convertiría en la mejor pagada entre los colaboradores de ‘Sálvame’. Sus labores en el programa supondrían unos ingresos mensuales de más de 10.000 euros por acudir cuatro tardes, «una cifra muy alta para los cachés que se abonan actualmente», al menos así nos lo hacen saber algún colaborador. Cierto es que este malestar no lo manifiestan en público. SEMANA ha podido comentar esta situación con alguno de ellos y son varios, que no todos, los que no lo entienden y muestran su disconformidad. «No es fácil ver que que una recién llegada a ‘Sálvame’ duplica, triplica o cuadriplica la retribución que recibe el resto», indican. A pesar de que son conscientes de que Rocío Carrasco genera un gran interés y de que todas sus apariciones copan titulares, también sabe que no alcanza la audiencia esperada.

También hay que decir que alguno de los colaboradores con los que ha podido hablar SEMANA sí lo entienden y saben diferenciar el papel de Rocío Carrasco en el programa y el del resto de colaboradores. Además, aseguran que «esto es como la vida, que cada uno tiene que negociar su contrato y aceptar (o no) lo que le ofrecen».

También sabemos que en la cúpula no ha gustado que se haya publicado esa cifra porque saben que, efectivamente, estas cosas generan recelos entre compañeros y malestar en el equipo, aunque confían en que los ánimos se templen de nuevo y olviden muy pronto el acuerdo económico que supuesta ha alcanzado Rocío Carrasco con la cadena. Cada uno tiene sus condiciones y ellos no tienen que dar explicaciones a nadie de lo  que cobra o deja de cobrar cada uno de los colaboradores.

Telecinco

Rocío Carrasco sigue adelante con su sección y, aunque no todos estén de acuerdo con esa diferencia de caché, es cierto que ha tenido buena acogida entre sus compañeros tras la docuserie. Ella va a permanecer ajena a estas guerras y va a seguir centrada en su colaboración semanal. ella tiene muy claro que ha vuelto a televisión para trabajar y es lo que va a hacer.