Fue en julio de 2021 cuando la revista SEMANA avanzaba en exclusiva la separación de Ramón García y Patricia Cerezo tras 24 años de matrimonio y dos hijas en común. Ella, ha logrado rehacer su vida al lado del ejecutivo Kike Gámez, actual director global de E-commerce de Telefónica, mientras que al popular presentador no se le conoce una nueva ilusión. Entre tanto, los dos exs han coincidido en la graduación de su hija pequeña, Verónica, que tuvo lugar este jueves en la tarde en Madrid. 

El evento tuvo lugar en el British Council School de la capital, centro académico donde estudia la joven. A la tradicional fiesta de graduación, como viene siendo habitual, acudieron los padres de todos los estudiantes que se graduaban, destacando la presencia de Ramón García y Patricia Cerezo. Sin embargo, hubo un detalle significativo que acaparó el protagonismo. 

A pesar de que Ramón García y la que fuera su mujer vivieron una separación amistosa y siempre han tenido palabras de cariño el uno para el otro, en esta ocasión el presentador no quería que se le fotografiase junto a Patricia. Por este motivo y, según adelanta Europa Press, García abandonó las instalaciones donde tuvo lugar la ceremonia de graduación unos minutos antes de que saliesen su exmujer y su hija. Al parecer, el objetivo sería el de "evitar que les fotografiasen juntos y acaparar todas las miradas" a la salida de los estudiantes, según el citado medio. Ramón García no quería robarle protagonismo a los recién graduados. 

Ángel Llácer, en una foto de archivo.

También te interesará

Última hora del estado de salud de Ángel Llácer

Patricia Cerezo

Patricia Cerezo tiene una relación de pareja con Kiko Gámez. (Gtres)

Patricia Cerezo aparecía en solitario junto a su hija (y sin rastro de Ramón García)

Tan solo unos minutos después, aparecían Patricia Cerezo y su hija Verónica del brazo. La ex de Ramón García lucía un vestido azul en estampado, mientras que la joven estaba radiante con un diseño en tono mostaza. Este gesto de no querer aparecer juntos se encuentra en las antípodas de lo que ocurrió hace tres años, cuando celebraron la puesta de largo de la primogénita, Natalia. Por aquel entonces, sí hubo un posado familiar al completo. Sin embargo, ahora el popular presentador prefirió que no se diese a hablar sobre él y su vida personal.

A pesar de que el vasco no es muy dado a hablar sobre estos aspectos más íntimos, ha hecho pequeñas excepciones. Hace precisamente unos meses, Ramón García revelaba cómo le habían contado a sus hijas que habían decidido tomar caminos separados después de más de una vida juntos. Lo hizo en el programa Plano General, de La 2: "Lo hicimos entre los dos. Charlamos ambos con ellas, que es como se debe hacer, y lo entendieron perfectamente", reveló por aquel entonces. 

"Hoy en día los niños y las niñas están tristemente muy acostumbrados a ver rupturas de sus padres o de matrimonios de amigos. Por lo tanto, cuando tú les explicas todo, lo recogen mejor que nuestra generación, por ejemplo", añadió el presentador del 'Grand Prix', que continúa siendo uno de los rostros más queridos de la pequeña pantalla. 

Ramón García

También te interesará

Ramón García se rompe al recordar uno de los momentos más duros de su vida: "Nadie sabía nada"

Ramón García

Ramón García. (Gtres)

Durante su carla en el citado programa, Ramón García se sinceró sobre el dolor que sufrió tras su separación con Patricia Cerezo, a quien le guarda mucho cariño: "En un divorcio se sufre mucho. La sensación que te queda es de fracaso. Hay gente que dice que no, porque es al final una nueva vida. A mí me queda la sensación de haber fracasado en un proyecto que habías hecho. Tienes que aprender a vivir de otra manera. Se pasa muy mal. Para esas cosas soy muy sentimental. No lo llevé bien y cuesta salir de ahí. Además, siguiendo el día a día, con dos hijas maravillosas que tenemos en común. Y sobre eso vas creando una nueva vida", dijo, sincerándose sobre esta etapa en la que tuvo que decir adiós a muchas cosas.

Como hemos dicho anteriormente, a Patricia Cerezo se le conoce un nuevo amor, mientras que a Ramón García, a día de hoy, no se le conoce otra mujer que le haya robado el corazón. Pero, ¿está dispuesta a enamorarse? En su entrevista, respondió de manera tajante que "no, a eso nunca, pero el amor no se debe buscar".

Sin embargo, es consciente de que esa persona ideal puede llegar, tarde o temprano, y se pone a él mismo como paradigma: "El amor no se debe buscar. Llega. Me casé mayor, con 35 años, tenía idea de solterón. Pensaba que iba a quedar soltero, que no iba a tener hijos… Ahora estoy bien solo porque tienes que pasar un duelo, tienes que estar un tiempo calmado. Pero el día que llegue el amor, feliz de la vida", explicó. Y desveló que "ligo menos que los gases nobles. Una cosa terrible". Según sus palabras, Patricia Cerezo fue "el gran amor de mi vida".