Tras su entrevista en ‘Sábado Deluxe’, en la que habló de la muerte de su marido, Antonio Juan Vidal, la andaluza retoma sus actividades cotidianas.


Tras ofrecer la entrevista más valiente de su vida en ‘Sábado Deluxe’, Paz Padilla ha regresado a su vida cotidiana. Con la misma sencillez y naturalidad con la que hablaba el pasado sábado de la muerte de su marido, Antonio Juan Vidal, la presentadora se ha enfrentado de nuevo a su día a día.

«Aprendiendo a caminar sola»

Apenas unas horas después de su visita al plató de Telecinco compartía un video en el que escribía: «Aprendiendo a caminar sola observando la belleza que me rodea, #suiza🇨🇭». En su post agradecía, además, las muestras de cariño recibidas: «Gracias a los miles de mensajes que escribisteis, mi única intención ayer fue mostrar lo que me ha ayudado, gracias por entenderlo y deseo que tengáis mucho amor en vuestras vidas».

Y es que las palabras de Paz en ‘Sábado Deluxe’ han servido de ejemplo para muchas personas que han enfrentado la muerte de cerca. Entre ellos, personajes tan conocidos como Alessandro Lequio, quien ha valorado especialmente el mensaje que dio la gaditana en directo. El italiano perdió el pasado mes de mayo a su hijo Álex Lequio, por lo que comprende bien el dolor de su compañera de cadena. «El que mejor se conoce es uno mismo y es el que mejor sabe cómo salir adelante, lo que no quiere decir que siempre lo haga. Cada uno lo lleva como puede y nunca se sabe cuál es la mejor manera»,  Ana Rosa Quintana, por su parte, también ha aplaudido su valentía. «Qué difícil lo que ha hecho Paz, es un acto de generosidad desnudarse de esa manera delante de su audiencia. Ojalá todo el mundo tuviese esa valentía para llevar así estas cosas», ha comentado este lunes.

También Toñi Moreno ha escrito una carta pública en la que agradece a Paz Padilla la lección que ha dado a todo el mundo. «Te escribo esta carta para darte las gracias. Anoche, en tu entrevista removiste los cimientos de muchos de nosotros, y aprendimos tanto de ti …. No sólo nos diste una lección sobre la muerte, muy al contrario, nos diste una soberana lección sobre la vida», comenzaba su post en las redes sociales. «Me sentí conmovida y reconozco que tuve un poco de envidia porque te vi tan llena de amor !!!!!! Eres afortunada. Pudiste vivir un amor único junto a Antonio, y no todo el mundo puede decir lo mismo. Tu luz, tu magia, tu sentido del humor te hace ser una mujer excepcional. Qué suerte tenerte cerca! Quiero que mi hija te escuche, se empape de tu filosofía de vida y se parezca más a ti. Gracias Paz. Gracias por tanto», señalaba.

Anna y su madre, juntas en un restaurante italiano

De vuelta a esa normalidad, y de regreso a España, Paz ha compartido con su hija Anna Ferrer Padilla una comida en un restaurante italiano. La andaluza, aún con el rostro triste, prueba un plato de pasta, tal y como ha mostrado la joven a través de Stories. Madre e hija han permanecido unidas desde que a Antonio Juan Vidal le diagnosticaron un tumor cerebral, en verano de 2019. Más aún desde el fallecimiento del funcionario, al que Paz ha calificado como «el amor» de su vida.

«Si algo he aprendido es todo el amor que yo le tenía»

En su entrevista en ‘Sábado Deluxe’, la actriz y presentadora se mostró serena al relatar cómo vivió la enfermedad y posterior fallecimiento de su pareja. He llorado en silencio y a escondidas. He llorado tanto que no sabía que estaba llorando», admitía. «El hecho de que haya muerto mi marido no me ha quitado las ganas de vivir. Estoy triste. Estoy en el camino. Estoy en pleno luto». Aún no han pasado dos meses desde que perdió a su «alma gemela», al que no olvidará jamás. «Veo su foto y me sale todo el amor que yo le tenía. Si algo he aprendido en todo el proceso de despedida es que le amaba con locura y le sigo amando con locura», ha explicado.