Ana Rosa Quintana y Patricia Pardo han vivido un momento de tensión en ‘El programa de Ana Rosa’ por un tema relacionado con el acento gallego.


Ana Rosa Quintana y Patricia Pardo tienen muy buena sintonía en antena, una conexión que se ha demostrado desde hace muchos años en la pequeña pantalla. Compañeras en ‘El programa de Ana Rosa‘, Patricia suele ser su sustituta cuando la presentadora se ausenta, hecho que, sin duda, demuestra que es una de sus personas de máxima confianza. Sin embargo, esta semana han protagonizado su primer desencuentro frente a las cámaras. Después de que Patricia Pardo contara que se había detenido a tres mujeres por el tradicional timo de la estampita mientras ponían acento gallego para estafar a sus víctimas, otros colaboradores en plató se rieron de este detalle. Ella es gallega y se sintió ofendida porque se desataran carcajadas entre sus compañeros, lo que provocó que quisiera echar freno. «Tú estás descojonada. A mí no me hace pero ni pizca de gracia. De hecho, me indigna profundamente», dijo mirando a Ana Rosa Quintana.

A pesar de que Ana Rosa trató de justificarse, su argumento no convenció a Patricia y así lo hizo saber ante los presentes. «Estoy harta de que usen el acento gallego para hacernos parecer más ingenuos o más cándidos. Los gallegos no somos tontos… Ya está bien. Tú estás descojonada de la risa, pero es que a mí me cabrea muchísimo», comentó la periodista. Si bien Ana Rosa Quintana la pidió disculpas con un «Pasa mucho, pero no te ofendas, es que me ha hecho mucha gracia», Patricia siguió expresando su indignación públicamente: «Ya, ya, no lo jures. Me queda clarísimo». Tras esta anécdota Patricia ha compartido una fotografía con un pie de foto que deja claro lo orgullosa que se siente de sus raíces. «Más gallega no se puede», escribió. La misma instantánea que posteó en sus stories con una palabra que la define a la perfección: «Súper gallega».

Fue justo durante este malentendido cuando Ana Rosa trató de calmar las aguas y espetó que sucedía exactamente lo mismo con el acento andaluz. «Los andaluces también están muy hartos de que se utilice el acento andaluz», dijo la presentadora a lo que Patricia volvió a contestar con ironía: «Os veo indignadísimos con el asunto». Aunque ya todo está bien entre ellas y esto tan solo se debió a un momento puntual, varios espectadores fueron testigos de este ‘rifirrafe’. Ana Rosa Quintana y Patricia Pardo son muy sinceras la una con la otra y no dudan en decirse todo, tal y como piensan, un mecanismo que parece funcionar a las mil maravillas entre ellas.