Nieves Herrero ha hablado de su nieto recién nacido, cómo fue su parto de su hija, lo distinto que fue del suyo propio y lo mal que lo ha pasado por el Covid


Nieves Herrero se ha convertido en abuela a los 63 años. Lejos de sentirse extraña por dar un salto generacional, la periodista parece encantada con la llegada de un niño a sus vidas y es que la luz que ha traído a la familia les impide borrar la sonrisa que se les ha formado en su rostro desde que el pasado 3 de noviembre llegase al mundo el pequeño Nicolás. Su hija, Blanca moreno Herrero, dio a luz a su primer hijo, convirtiendo en abuela a la veterana periodista y presentadora, a la que se le cae la baba cuando habla de su nieto.

Al menos así ha sucedido ahora que se ha enfrentado a las preguntas de los reporteros de ‘Europa Press’ para conocer sus primeros días como abuela primeriza. Nieves Herrero no sabe disimular la felicidad que la llegada de este niño ha causado en toda la familia: “Es buenísimo, es un nene muy bueno. Estamos tontos, creo que la llegada al mundo de un bebé en este año tan oscuro, tan duro, tan difícil, es como una luz al final del túnel, estamos muy contentos. Es lo mejor que nos ha pasado este año”, asegura muy feliz una Nieves Herrero incapaz de borrar la sonrisa.

Además, la periodista explica cómo vivió el parto de su hija y lo distinto que fue con el suyo propio, el cual define como “una romería” por la cantidad de gente que había en la sala. También sobre lo mal que lo ha pasado por culpa de la pandemia por el coronavirus, que incluso ha llegado a quitarle el sueño por mera preocupación e impotencia. Vea el vídeo.