Lourdes Montes ha compartido en sus redes sociales una imagen que demuestra que a sus 37 años tiene un físico espectacular.


Lourdes Montes tiene una gran belleza y se cuida al máximo porque su figura siga estando tan bien como antes de ser mamá. Con una genética envidiable, la esposa de Francisco Rivera tiene un físico espectacular y, prueba de ello, la imagen que ha compartido ella misma en el universo 2.0. Enfundada en un bikini negro mientras disfruta de una jornada en la piscina, la diseñadora aprovecha los últimos días de agosto para seguir bronceando su piel. Justo en este instante se ha hecho un selfie en el que se puede ver lo tonificada que está así como su versión más sexy, una foto que en solo unas horas ha sido muy aplaudida por sus seguidores. Y es que no es de extrañar, pues Lourdes Montes practica varios deportes gracias a los que está perfecta tras ser madre de dos niños. «Aprovechando lo que queda de vacaciones», ha escrito la hispalense.

Foto: Instagram

A sus 37 años Lourdes practica además de entrenamientos de fuerza con un entrenador personal, remo, esquí, pádel etc. Tanto ella como Francisco Rivera son deportistas y tienen la fuerza de voluntad suficiente para entrenar dando igual el tiempo que haga, un hábito muy saludable que combinado con una cuidada alimentación les hace estar de maravilla. Lourdes no ha tenido reparo en desvelar algunos trucos o aficiones que ayudan en ese proceso y así lo demuestran algunos de sus posts en la red social. De hecho, hace solo unas semanas explicó a sus más de 150.000 seguidores qué significaba para ella el mundo del deporte, ya que para Lourdes se había convertido en una terapia más que necesaria.

«El deporte para mí es una terapia, me devuelve la energía, la positividad y la calma. Después de una sesión de entrenamiento lo veo todo desde otra perspectiva, creo que serán las endorfinas…. Además es importante ver resultados físicos que nos motivan a seguir cuidándonos», escribió la esposa del torero. No es de extrañar que Lourdes Montes comparta fotografías desde la playa ya sea en traje de baño o en bikini, instantáneas en las que vuelve a quedar patente que la sevillana tiene un cuerpazo. No es la única imagen que ha llamado la atención de los seguidores de Lourdes en su Instagram, también los posts de su familia durante este verano. En especial, la de sus hijos junto a su perro en la playa al ser comparada con un cuadro de Sorolla. Ellos son lo más importante para el matrimonio y lo repiten siempre que pueden dentro y fuera de sus redes sociales.

Este verano han intentado estar lejos de las polémicas. Tanto que Francisco Rivera decidió frenar en seco la batalla que mantiene con Isabel Pantoja para que le devuelva sus enseres, siendo quién sabe si dentro de algún tiempo cuando vuelva a estar al pie del cañón.