La cantante ha querido explicar cómo ha sido su encierro en Cantora durante los meses de pandemia y ha lanzado un zasca directo a Kiko Rivera.


Fueron varios meses de encierro voluntario en su finca de Cantora. Unos meses que han han cambiado por completo la vida de Isabel Pantoja. La guerra abierta con su hijo Kiko Rivera, la mala salud de doña Ana y el distanciamiento con Chabelita Pantoja, hacían complicada la vuelta de la tonadillera a la esfera pública, sin embargo, contra todo pronostico, y tras anunciar Mediaset su fichaje como jurado de ‘Top Start’, Isabel volvió a pisar las inmediaciones de Telecinco y este jueves ha tenido lugar su primer encuentro con los medios de comunicación en los mismos estudios que tanto están dando que hablar. SEMANA ha acudido a la presentación para saber cómo se encuentra la artista y sus compañeros, Risto Mejide y Danna Paola.

Era sin duda el momento más esperado por todos los medios. La presentación, que ha tenido lugar en los estudios de Mediaset en Villaociosa de Odón (el mismo estudio donde se está grabando el programa) tuvo lugar a primera hora de este jueves. Isabel Pantoja, visiblemente más delgada con unos jeans ajustados, una camisa de estampados y el pelo recogido en su habitual coleta, se mostró nerviosa y expectante. “Ya llevo 50 años en el mundo de la música, el año que viene los cumplo”, fueron sus primeras palabras en referencia a los motivos por los cuáles su presencia en el formato está más que justificada.

“Estoy orgulloso de trabajar con dos estrellas internacionales, porque son dos estrellas internacionales, como son Isabel Pantoja y Danna Paola. Yo soy un agujero negro y los tres juntos formamos una galaxia bastante interesante», ha dicho Risto para inmediatamente marcharse a la grabación de su programa diario en Cuatro. Quiénes si se quedaron fueron Jesús Vázquez, presentador del formato y las dos artistas».

Isabel ha reaparecido mucho más delgada en el plató de Mediaset

© Gtres.

“Muchas gracias a Mediaset por contar conmigo. Estoy muy feliz y muy contenta de estar con estos compañeros. Es un programa muy distinto al anterior. Aquí hay dinerito para apostar por los concursantes. En el otro programa lloraba mucho y aquí me gasto todo el dinero”, ha comenzado diciendo la tonadillera para más tarde comentar cómo está siendo esta nueva etapa profesional en su vida. “Me llevo muy bien con todos. Risto me ayuda mucho. Yo no me dedico a esto, me dedico a cantar. Es a lo único que me dedico. Esto es algo excepcional y espero que dure mucho. La música amansa a las fieras”. Esta última reflexión llamó poderosamente la atención ya que seguramente es lo que más desearía en este momento la madre de Kiko Rivera ya que la primera pregunta a la que se ha tenido que enfrentar ha sido justamente por ese tema.

“Me he sentido muy bien al volver. Ha sido un año difícil, duro, extraño y fatídica para miles de personas entre las que me encontraba yo. Volver a ver los focos ha sido como iluminarme de nuevo. Iluminar mi alma y mi corazón. Estoy feliz porque tengo salud y todos lo que quiero tienen salud. Estoy con unas personas que me cuidan, me miman y me dan todo el calor que necesito. Ha sido un año duro, pero ya estoy aquí», explicaba Pantoja para salir del paso pero dando pinceladas de como se encuentra. “Yo no he estado recluida. Yo estaba en mi casa cuidando a mi madre que es lo más grande que tengo en mi vida. Me he llevado más de un año dentro de mi casa para proteger la salud de mi madre. Estoy deseando ponerme la vacuna, ella, gracias a Dios, ya se la ha puesto», ha explicado respecto a los meses en los que ha estado encerrada.

Ha lanzado un zasca a su hijo cuando se le pregunta por su encierro en Cantora

© Gtres.

SEMANA ha querido preguntarle si era el trabajo la mejor medicina para estos tiempos tan amargos. Una pregunta con la que ha querido lanzar balones fuera. “Sí. Volver a mi trabajo es lo qué más feliz me hace. Lo estoy pasando mal yo y todo el mundo por esta pandemia. No soy la única”, ha contestado. Respecto a por qué ha vuelto a la cadena que tantos palos le ha dado en los últimos tiempos, también ha querido ser clara. “Sólo te voy a contestar diciendo que yo tenía un contrato en el que ponía que hacer otro talent y eso es lo que estoy haciendo y lo hago encantada».

Otros de los temas que quiso aclarar la tonadillera ha sido su supuesta intención de sentarme en un programa al estilo ‘Rocío: Contar la verdad para seguir viva’. La Pantoja quiso desmentir, no solo esa intención, sino también el hecho de encontrarse viendo el documental. “Yo no estoy viendo televisión. En mi casa sólo tenemos música puesta. No he visto el programa de Rocío Carrasco”.

Otro de los temas que quiso zanjar ha sido su posible marcha de España. “¿Cómo me voy a ir a Miami? ¿Con la calor que hace?”, ha dicho de manera divertida. Su visible delgadez también fue objeto de debate. “Yo he bajado peso porque tengo que confesar que sigo teniendo muchísimo miedo por todo lo que está sucediendo. Nada más», ha dicho.

El momento más complicado de la presentación tuvo lugar cuándo los periodistas quisieron saber sobre la mala relación con su hijo. Una pregunta que declinó y que valió la amonestación por parte de los directivos de Mediaset. “Si no es del programa no quiero que me formules esa pregunta”. A lo que si quiso contestar fue sobre qué valía más, si su voz o su dinero. “Depende. Yo no soy persona de hablar mucho. Prefiero cantar.”