Hiba Abouk ha utilizado sus redes para realizar una denuncia. La actriz ha compartido con sus seguidores unas de las «peores sensaciones» de su vida que ha experimentado durante un vuelo de París a Madrid. Cabe recordar que la intérprete está embarazada de su segundo hijo, fruto de su matrimonio con el futbolista Achraf Hakimi.

«Una vez sentada en el avión, y cuando era ya la hora del despegue, nos anuncian que por problemas técnicos despegaríamos más tarde», ha explicado en su cuenta de Instagram. El vuelo finalmente despegó, pero a la hora les anunciaron que realizarían un aterrizaje de emergencia en Burdeos. «Lo anunciaron de repente mientras volábamos, sin dar ni una sola explicación y súbitamente el avión empezó a descender de manera violenta. Lo único que nos dijeron los azafatos fue que leyéramos las instrucciones de emergencia que se encontraban en el bolsillo del asiento, y que si había que evacuar el avión lo hiciéramos sin efectos personales».

Un momento de tensión que la actriz experimentó acordándose de los suyos. «En ese momento solo podía pensar en mi familia y en que había una posibilidad de no volverles a ver. La idea de no volver a ver a Amín se me hizo insoportable… Creo que han sido los peores 5 minutos de mi vida». Finalmente se produjo el aterrizaje, pero de una forma muy violenta. «Nos piden por favor que no nos movamos hasta que los bomberos lleguen y nos evacuen».

GTRES
GTRES

La intérprete ha reconocido que nada más sentirse en un lugar seguro estalló en llanto. «Lo primero que hice nada más pisar la Terminal fue ir al baño, cerrar la puerta y llorar para soltar de alguna manera todo el miedo y la tensión que había tenido en el cuerpo. Un cuerpo que ahora mismo tiene dos corazones y que hay que cuidar más que nunca». También llamó de forma inmediata a su marido mientras estaba a la espera de lo que iba a ocurrir. Finalmente les comunicaron que el avión no podía volar y debían esperar otro vuelo. «Tuve la sensación que estábamos secuestrados realmente. Muy desagradable todo».

Un plan B

Hiba Abouk optó por buscar una alternativa y coger otro vuelo. «Comencé a caminar por la Terminal hacia la salida, que estaba en la otra punta y era todo bastante confuso. Ningún trabajador de la compañía se ofreció a acompañarme para mostrarme el camino, ni quizá la posibilidad de llevarme en un cochecito por aquello de estar embarazada y cargada con la maleta… NADA… La profesionalidad/humanidad brillaba por su ausencia».

Gtres
Gtres

Finalmente, la intérprete tomó otro vuelo. «Acabo de aterrizar en Madrid, sana y salva y voy corriendo sin pasar siquiera por casa a cumplir con mi compromiso profesional. Aunque realmente lo que más me apetecía era volverme a París para darle un abrazo infinito a mi hijo y mi marido», ha contado.

Con este ‘post’ no solo ha querido denunciar el pésimo servicio que le ha ofrecido ‘Air France’, también lo afortunada que se ha sentido por el calor que le dan sus seguidores en redes. «Justo antes del accidentado aterrizaje pensé en vosotros. En lo afortunada que soy de dedicarme a una profesión que me apasiona y tener seguidores que me apoyan día a día. Igual que quiero a mi familia, os quiero a vosotros, de verdad. Y os estaré eternamente agradecida por vuestra incondicionalidad».

Gtres
Gtres

Ha querido finalizar con unas palabras motivadoras: «Disfrutad de cada minuto, intentad ver el lado positivo de todo (que lo hay), y sobre todo amad, mucho, sin mesura y expresarlo. Yo ahora os lo he dicho y os lo repito: os amo».