Victoria Federica y su pareja, Jorge Bárcenas, tras más de dos meses en Jaén han decidido regresar a su lugar de residencia, Madrid.


Victoria Federica y Jorge Bárcenas decidieron pasar el confinamiento alejados de Madrid. Hicieron las maletas y se fueron junto a un amigo de la pareja hasta Villacarrillo, pueblo de Jaén en el que este último poseía una finca que haría mucho más llevadero el confinamiento. Un viaje que estuvo cargado de polémica, pues unas imágenes de redes sociales desvelaron que supuestamente viajaron en pleno estado de alarma, lo cual estaba prohibido. Allí permanecieron durante algunas semanas y ahora han cambiado su lugar de residencia. Ambos han vuelto a la capital, ciudad en la que los dos están afincados de manera habitual, tal y como se ha evidenciado en las redes sociales, y lo cual está permitido, según figura en el BOE.

Victoria Federica

La pareja aparece en la publicación que ha compartido una amiga de ambos. En ella aparecen una terraza de un local japonés situado en el paseo de la Habana y bajo un título que deja claro que han llegado para quedarse. «Back«, escribe la joven. Aunque no son los únicos que aparecen en dicha instantánea, pues junto a ellos también está, por ejemplo, Tito Martínez, un amigo de Jorge que se dedica a customizar zapatillas a personajes reconocidos como la actriz María Pedraza.

Un reencuentro con amigos tras el que se encuentran muy felices y así lo demuestra que se hayan eco de este momento tanto Victoria Federica como el DJ en sus stories de Instagram. También se hace evidente que han pasado una prueba de fuego, ya que su relación ha salido más fortalecida tras el confinamiento y cada vez quieren pasar más tiempo juntos. Con un look desenfadado que destaca por una falda de animal print, la nieta del rey Juan Carlos ya está en la capital y no piensa renunciar a ver a su entorno.

Victoria Federica

‘Vic’ y su novio se están tratando de adaptar a la nueva normalidad, dejando atrás su etapa en Jaén, donde han pasado más de dos meses confinados. A pesar de que ambos estaban preocupados con la situación que vive el país, los dos trataban de disfrutar de esta etapa alejados del ruido de la ciudad así como de la naturaleza que les rodeaba. Hacían rutas en los alrededores y poco a poco retomaban su vida, realizando actos cotidianos como acudir a una peluquería, las cuales habían permanecido cerradas a cal y canto durante el comienzo del estado de alarma.

Allí se confesaron con la peluquería del salón y SEMANA tuvo acceso a las confidencias inéditas que Victoria Federica y Jorge Bárcenas mantuvieron con ella. La hija de la infanta Elena ejerció como su asesora de imagen y reveló que su novio era el cocinillas de la casa durante este aislamiento. Eso sí, estaban angustiados con el momento laboral que le había tocado vivir al DJ, ya que había muchos proyectos profesionales que se habían cancelado. «Bárcenas me dijo que estaba preocupado por cómo se iba a desarrollar todo esto porque él tenía una campaña tremenda que me estuvo contando y tenía mucho trabajo, pero ahora está todo en el aire», nos comentó entonces Abigail, peluquera del salón. Y es que eran varias las actuaciones musicales en las que tendría un gran peso la pareja de Victoria Federica, pero todas se cancelaron ‘in extremis’.

Por el momento, se desconoce la fecha en la que regresará a su labor como DJ y si retomará próximamente algunos de sus proyectos. Esta semana publicaba una storie en su Instagram en la que aparecía él junto a otros conocidos músicos como Fonsi Nieto, quienes forman parte de la cartera del Starlite. Festival que, por cierto, ha revelado a través de un comunicado que está centrado en poder celebrar la edición de este año siguiendo todos los protocolos que marque la crisis sanitaria.

Regresa en el aniversario más difícil de su abuelo

El regreso de Vic coincide con un mal momento para su abuelo, el rey Juan Carlos. El martes 2 de junio se cumplía un año exactamente desde que decidió jubilarse y descolgarse así de la agenda de Casa Real. 12 meses en los que ha estado envuelto en polémicas, sobre todo, a mediados del mes de marzo cuando su hijo, el rey Felipe le retiró su asignación anual y renunció a su herencia.

El que fuera Jefe de Estado durante 39 años volvió a estar en el centro de todas las miradas el día 15 de marzo, una fecha que, a buen seguro, no olvidará jamás. En ese instante, todo se empañó hasta tal punto que el 2020 pasó a convertirse en uno de los años más amargos de su vida, ya que don Felipe «repudió» a su padre, según los expertos en Casa Real. A través de un comunicado de la Zarzuela reveló que renunciaba a la herencia de su padre, así como a todo el dinero que carecía de transparencia por sus supuestas cuentas en Suiza. Esta nota llegó después de que algunos medios aseguraran que el rey Felipe aparecía como beneficiario de una fundación off shore de la que la Casa Real dijo «no tener conocimiento».