Han pasado 665 desde que el Rey Juan Carlos pusiera rumbo a Abu Dabi. Lo hizo desde el aeropuerto de Vigo, el mismo lugar por el que ha regresado a España tras su autoexilio. Juan Carlos ha llegado en un avión privado, matriculado en Aruba con el distintivo de P4-BFL, después de casi ocho horas de vuelo desde la capital de los Emiratos Árabes Unidos. El emérito ha aterrizado en un vuelo privado este jueves en la tarde en torno a las 7 y cuarto de la tarde, donde le esperaba su hija, la infanta Elena, que llegaba horas antes en un vuelo regular de Iberia procedente de Madrid. Tras su encuentro, ambos se han montado en un vehículo privado donde han puesto rumbo a su destino final, Sanxenxo, a unos 40 minutos aproximadamente en coche. Este encuentro se ha producido tan solo dos meses después de la última vez que se vieron, en Abu Dabi.

La vista estaba puesta en el aeropuerto de Vigo, donde ha llegado el emérito hace escasos minutos. Tal y como se puede ver en la imagen que compartimos a continuación, el Rey Juan Carlos ha bajado de un avión privado donde le esperaban varios coches para poner rumbo a Sanxenxo, a unos 40 minutos. En el primer vehículo le esperaba su amigo, Pedro Campos.

El Rey Juan Carlos ha aterrizado en el aeropuerto de Vigo

El emérito se ha trasladado directamente a la casa de su íntimo amigo, Pedro Campos, donde se alojará durante su estancia en Sanxenxo. También le acompañará en esa propiedad su hija, la infanta Elena, quien también guarda una excelente relación con la familia. Esta casa está situada en un lugar privilegiado, con unas vistas increíbles a la playa de Nanín, a pocos minutos en coche del puerto. Pedro Campos y su mujer, Cristina Franze, dieron el paso de reformarla hace un tiempo para alojar allí al Rey cuando este viajara hasta allí.

Vídeo: Europa Press

Existe máxima expectación sobre la visita del monarca al municipio pontevedrés. Sobre todo en la zona próxima al puerto deportivo de la localidad, base desde donde saldrá la regata a la que acudirá este viernes. El Rey Juan Carlos ha decidido que sea este fin de semana el de su regreso coincidiendo con la Copa de España de regatas, uno de sus deportes favoritos. El Real Club Náutico de Sanxenxo, que preside el propio Campos, está ultimando los detalles de la recepción oficial que brindará al monarca mañana viernes. Estas tendrá lugar en torno a la una del mediodía, a la que también estarán invitadas numerosas autoridades locales. Más de un centenar de medios de comunicación están acreditados para cubrir la primera visita de Don Juan Carlos I a nuestro país.