Iñaki Urdangarin ha recibido este miércoles el permiso que le permite estar 4 días fuera de prisión con su familia en Navidad. Estos son los motivos en los que se ha basado el juez para tomar su decisión


Las pretensiones de Iñaki Urdangarin han sido respaldadas por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria número 1 de Valladolid, que ha decidido concederle el permiso penitenciario que había solicitado para pasar unos días lejos de prisión y en compañía de su familia en Navidad. Así lo han informado este miércoles desde instituciones penitenciarias, subrayando que el exduque de Palma podrá disfrutar de 4 días de libertad, tras haber cumplido una cuarta parte de su condena por el ‘caso Nóos’.

Esta resolución que deja en libertad a Iñaki Urdangarin durante 4 días llega un día después de que la Fiscalía no se opusiese a esta misma resolución, al entender que cumple los requisitos establecidos para acceder a este privilegio. El marido de la infanta Cristina se encuentra ahora en condición de segundo grado, por lo que ya se le pueden “conceder, como preparación para la vida en libertad, permisos de salida hasta de siete días de duración con un máximo de treinta seis días por año”, como así se establece en el artículo 47.2 de la Ley Orgánica General Penitenciaria.

El juez que ha estudiado el caso de Iñaki Urdangarin no solo ha tenido en cuenta que ha cumplido la cuarta parte de su condena y que cumpla los requisitos establecidos en la ley para disfrutar del permiso de 4 días, sino que también ha atendido a la buena conducta del preso durante su encarcelamiento. Con ello, el exduque podrá pasar la Navidad con los suyos, presumiblemente en Vitoria, alejado de la atención mediática que pueda centrase en él, más allá de la habitual que sigue los pasos de los Borbón.