Virginia Giuffre, la mujer que denunció al Príncipe Andrés de Inglaterra de supuesto abuso sexual, ha asegurado a través de sus redes sociales que ha recibido amenazas de muerte.

«Ha habido una creíble amenaza de muerte contra mí»

En un primer mensaje enviado en sus redes, la estadounidense negaba haber intentado suicidarse. «Quiero dejar constancia pública de que de ninguna manera o forma me voy a suicidar. Lo he hecho saber a mi terapeuta y a mi médico general. Si algo me pasa a mí, no quiero que mi familia deje que esto se olvide y quiero que me ayudéis a protegerlos. Hay mucha gente malvada que quiere verme callada», escribía.

Poco después, Virginia, de 35 años, publicaba un segundo mensaje. «En respuesta a la sobrecogedora cantidad de apoyo que he recibido, quiero dar un gran agradecimiento a todo el mundo que se ha mantenido a mi lado luchando por nuestro hijos y por tener un futuro más seguro. El FBI me ha informado que ha habido una creíble amenaza de muerte contra mí«, detallaba. Así daba respuesta a un usuario que había sugerido que el FBI podría tratar de asesinarla «para proteger a los ultra ricos y a los bien conectados».

Así fue su entrevista en la BBC

A principios de diciembre, Virgina Roberts (que se cambió el nombre a Virginia Giuffre), concedió una entrevista en la BBC en la que explicaba cómo habían sido sus encuentros con el príncipe Andrés cuando tenía 17 años.

1Su primer encuentro con Andrés de Inglaterra

En dicha entrevista relataba que Jeffrey Epstein, el magnate acusado de tráfico sexual de menores y amigo del príncipe Andrés, y su esposa, Ghislaine Maxwell, la llevaron a un club nocturno a Londres desde Estados Unidos. Allí se encontró con el hijo de Isabel II.

El príncipe Andrés, acorralado por el testimonio de una esclava sexual

2La petición de la mujer de Epstein

Según el relato de Giuffre, mientras iba en el coche con Epstein y su mujer, ésta «me dijo que tenía que hacer con Andrés lo mismo que había hecho con Jeffrey, y eso me puso enferma», explicó.

Kate Middleton enseña con orgullo su jardín a la reina Isabel

3Así recuerda la estadounidense a Andrés

A Virginia, el hermano de Carlos de Inglaterra le pareció «horrible» que «no paraba de sudar encima de mí. Su sudor se esparcía por todos lados como si fuera lluvia».

4Giuffre: "Me daba asco"

Andrés también le pareció «el bailarín más espantoso» que jamás había visto. «Me daba asco, pero sabía que tenía que hacerle estar contento, porque era lo que Jeffrey y Ghislaine esperaban de mí». La joven pedía al pueblo británico que no desoyera sus palabras: «No acepten sin más que no pasó nada».

5Buckingham negó cualquier vínculo entre Andrés y Giuffre

Poco después de emitirse la entrevista de Virginia Giuffre, Buckingham emitía un comunicado en el que negaba las acusaciones de la estadounidense. «Se niega enfáticamente que el duque de York haya tenido algún tipo de contacto sexual o relación con Virgina Giuffre. Cualquier afirmación en contrario es falsa y sin fundamento», aseguraban.

6Un escándalo que ha salpicado a la Corona inglesa

El hecho de que Epstein apareciera muerto en su celda en una prisión de Nueva York cuando mientras esperaba el comienzo del juicio fue lo que desató el escándalo a nivel internacional.

7Andrés se retira de la vida pública

El pasado 20 de noviembre, Andrés anunciaba su retirada de la vida pública. «Ha quedado claro en los últimos días que las circunstancias en torno a mi anterior relación con Jeffrey Epstein se han convertido en un grave factor distorsionador en el trabajo de la Familia Real y en el valioso trabajo de muchas organizaciones y proyectos caritativos en los que participo», escribía en Príncipe en un comunicado. Días atrás había concedido una entrevista al programa ‘Newsnight’, presentado por Emily Maitlis, en el que su actitud solo logró empeorar el escándalo sexual del caso Epstein.

8Dispuesto a colaborar con la justicia

Al anunciar al mundo entero su retirada, el duque de York se mostraba «dispuesto a ayudar en las investigaciones si es necesario». También manifestaba simpatizar «profundamente con los afectados » y espera que, «con el tiempo, puedan reconstruir sus vidas».