Continúan los compromisos para despedir a la Reina Isabel II, que falleció el pasado 8 de septiembre en su residencia de verano de Balmoral. Tras unos primeros actos en Escocia, donde ha estado el cuerpo sin vida hasta este martes 13 de septiembre, la Reina Isabel II ya se encuentra en Londres. En torno a las 19.00 horas (una hora más en España) aterrizaba el avión del Ejército del Aire (RAF) en el aeródromo de Northolt, al oeste de Londres con los restos mortales de la soberana. En ese vuelo también viajaba la princesa Ana y su marido, Timothy Laurence. La soberana ha regresado a su ciudad natal donde continuarán los actos programados antes del funeral de Estado que tendrá lugar el próximo lunes 19 de septiembre y donde se espera que asistan más de 2.000 personas.

Isabel II
Gtres

Tras aterrizar en la base militar, el cuerpo sin vida de la Reina Isabel II comienza un viaje por carretera hasta el Palacio de Buckingham, donde pasará su última noche en la que fue su residencia oficial durante casi todo su reinado excepto los dos últimos años, donde decidió trasladarse hasta el castillo de Windsor. Durante todo este recorrido también estará la princesa Ana, quien no se ha separado en ningún momento del cortejo fúnebre de su progenitora. De hecho, está previsto que sea ella la encargada de estar en todo momento junto al ataúd de Isabel II.

Isabel II pasará su última noche en Buckingham, donde residió gran parte de su vida

El féretro de la soberana reposará en la noche de este martes en la sala circular Bow Room, una de las estancias que rara vez han estado abiertas al público y que era lugar en el que la reina solía ofrecer el almuerzo a los jefes de Estado que la visitaban.​ Esta será su última noche en Buckingham antes de que se lleve a cabo una procesión el miércoles para trasladarla a Westminster Hall.

Isabel II
Gtres

«Operación Lion»: el cortejo fúnebre entre los palacios

Tras su última noche en Buckingham, el féretro de Isabel II será trasladado hasta la abadía de Westminster, la denominada ‘Operación Lion’, que ya han comenzado sus ensayos. El recorrido que hará este miércoles comenzará desde la fachada de Westminster, después la avenida The Mall, pasando por Constitution Hill, Victoria Memorial y el Arco del Almirantazgo. Un total de  926 metros en los que el ataúd de Isabel II recorrerá las principales calles londinenses, cubierto con el estandarte real y custodiado por la guardia británica. Una vez que se desplace hasta Westminster donde se instalará la capilla ardiente que durará cuatro días y permanecerá abierta 23 horas. Está previsto que más de 400.000 personas se acerquen hasta aquí para darle el último adiós a la Reina. El tiempo en el que esté abierta también tiene su propia operación, la ‘Operación Pluma’.